Conectarse

Recuperar mi contraseña

Elliot Rousseau
Claire Black
Xion Mitai
Hiroshi Anzai
Eita Takahara
Reglas generales Reglas del chatboxGuía para principiantesPeticionesRegistrosPreguntas frecuentesCensos mensualesgossip amorisEventosZona Corazón de melónDatos para afiliación
Últimos temas
Afiliados Vip ◄
Ser Original es un mérito, querer serlo a costa de los demás un defecto. Las imagenes del contenido de este foro y personajes cannon pertenecen a ChiNoMiko. Imagenes restantes son conetido de Tumblr y Zerochan. Diseños editador por Claire Black. Idea principal Xion Mitai. No copiar o plagiar imágenes de este foro para agregarlo a otro. Si ocurre eso será denunciado a la plataforma donde esté alojado ese foro, ya sea Foroactivo u otro sitio. Tampoco pongan el contenido de este sitio en sus webs/tumblrs/facebook o similares como si fuera vuestra. Template por Hitskin.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 Unported License.

Foros de Rol en español Roleando | Top List de Foros de Rol Shiki Topsite! Kuroi Bara Top List Sekai Anime Top List Roleplay Monster ROLTop4Us
Este foro se visualiza mejor con Google Chrome

▬ L'art de couper ▬

Ir abajo

▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Miér Ago 20, 2014 2:02 am

Había sido un día realmente extraño, comenzando con la suspensión de sus clases en la tarde y el mensaje misterioso de Arnaldr comunicando un infrecuente viaje hacia una ciudad donde tenía algunos familiares según él enfermos, debe ser grave porque conociendo a su tutor no saldría dejándolo solo sin un buen motivo que lo arrastrara. Tendría que volver solo a casa, no era problema, ya que siempre le gustó ser independizado, pero en su mente aún rondaban ciertas confusiones que no lo dejaban concentrarse a cada paso que daba por la calle, llegando así a cierta zona de la ciudad que jamás antes había estado.  Un mal dobles en una esquina, tal vez. Iba a ubicarse con el GPS del celular, mismo aparato que ya tenía en mano buscando la aplicación cuando un folleto de la nada tapó la pantalla. Lentamente subió la mirada  y se encontró con una señorita de sonrisa fácil, porque no dejaba de sonreír a pesar de tener él la expresión más boba del mundo por su asombro. ¿Cuánto tiempo estuvo ahí hablándole y él sin ni siquiera saberlo?

Se le había olvidado colocarse los auriculares que rodeaban su cuello. – Eh… Gracias – Agradeció afirmando el pedazo de papel y leyendo de los labios femeninos algo acerca de una exposición justo en el edificio donde estaba parado, pero era poco y nada lo que interpretaba, hablaba demasiado rápido, además de tener la mala manía de cubrirse la boca con los volantes. Solo para no ser mal educado accedió a ingresar aquel lugar. “Exposición de Armas blancas” era el título en la hoja entregada, con imágenes de armas que jamás en su vida vio antes a excepción de espadas que eran fáciles de reconocer por su forma común y popular. No obstante, al encontrarse de frente con todo aquel material de guerra y lucha se quedó pasmado sin saber dónde ir primero.

Demoró algunos segundos en decidir ir hacia la zona menos transitada, donde había unos retratos de hombres y casi la mayoría eran asiáticos. Se detuvo bajo el nombre de Tomoyuki Yamashita que lo apodaban el “El Tigre de Malasia” según la pequeña descripción que poseía. Lo más sorprendente fue ver su espada tras ese cristal, parecía de juguete, así que flexionó las piernas y trató de mirar desde todos los ángulos, especialmente desde abajo, pero buscarle una falla era imposible. Se quedó un rato más ahí hincado, mirando aquella herramienta afilada y pensando como habían sido los tiempos en que se usaban esas cosas.
avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Nicolas Brown el Miér Ago 20, 2014 11:30 am

Pasaban los días y seguía sin encontrar aquello que tanto buscaba, alguna pista de su viejo amigo Arcangelo. Mirando el techo blanco de aquel viejo y barato motel pensaba en el soplo que le había dado un supuesto socio de unos gangster que controlaban parte del centro de Francia ¿Aquella información será de fiar? No lo sabía, pero era lo único que tenia en ese momento. Se levantó y se sentó en el borde de la cama observando parte de la habitación que estaba hecha un desastre. Estiró la mano hacía la mesilla de noche y cogió un bote de pastillas, lo abrió y se trago unas cuantas, como si aquello fuera caramelos o simplemente agua. Volvió a estirar la mano para dejar el bote en la mesilla de noche pero esta vez pudo divisar la parte de abajo de una prenda femenina colgada de una pequeña lampara. ¿Qué pasó anoche? En su cara se dibujo una pequeña sonrisa. Se incorporo y cogió aquella sexy prenda con el dedo indice y pulgar y la tiro en el pequeño bote de basura que había en aquella habitación. No era del tipo que gastaba su dinero en mujeres de compañía al menos no tanto como su viejo amigo. Ugh... Necesito una ducha... pensaba mientras inclinaba la cabeza hacia el lado derecho de su axila y olía.  

Después de una refrescante y rejuvenecedora ducha, se puso la primera ropa limpia que encontró, una camiseta negra algo ceñida y un pantalón de un color verde militar sin olvidar su Dog Tag, que colgó de su cuello. Miró la hora y suspiro. Creía que sería más tarde, tan solo son las 10 de la mañana. Será mejor que me ponga en marcha. Cogió su katana que estaba al lado de la mesilla de noche y recordó como un policía francés le detuvo hace unos días por llevar una arma blanca tan peligrosa en plena ciudad. Volvió a suspirar, era increible que necesitara una licencia para poder llevarla por la calle, algo que a él nunca le pidieron en las mugrosas calles de Ergastulum. Sin darle importancia a sus recuerdos, tomo la katana y la engancho en su cinturón. Vayámonos pequeña.

El motel no estaba muy alejado del centro, pero esta situado en una zona que le recordaba a las arruinadas calles de Ergastulum, en fin era un hombre de costumbres. Siguió caminando por aquellas calles con vagabundos y alguna que otra mujer pidiéndole pasar un buen rato, pero él simplemente pasaba, ignorando todo a su alrededor. Saco la mano del bolsillo del pantalón con un arrugado papel donde ponía la dirección de donde se encontraba la supuesta persona que sabía algo del desaparecido de su amigo.  "129 Rue de Grenelle, bar "l'espoir" junto al lado de un museo". No tenia ni idea de donde se encontraba aquella dirección, sin embargo empezó a caminar dirigiéndose hacia el centro, ya que era un fastidio tener que hablar con alguna persona que no entiende el lenguaje de signos y encima que te mira con miedo e incluso compasión.

En el centro de la ciudad, pudo ver unos carteles informativos en casi todas las calles. Museum, museum, musee, musee. Maldita Francia estas llena de jodidos museos. Agh... ya podía haber especificado mejor aquel tipo... Sin saber que camino tomar, escogió al azar el que más cerca tenia y empezó a caminar hacia aquel museo. Malditos franceses snobs. pensaba mientras recibía miradas extrañas de algunas personas.

Una vez llegado a su destino vio como del otro lado de la calle dos chicas estaban repartiendo panfletos en la entrada del museo, miro hacia arriba y pudo leer "Musée de l'Armee, l'Art de Couper / Museum of Army, Art of Cutting" Interesante... Pensó, mientras daba un salto apoyando una mano en un tubo horizontal que separaba la cera de la calle, llevándose algún que otro pitido de algún coche al cruzar la calle sin darle mucha importancia a ser atropellado. Conforme llegaba a la entrada una de las chicas estiro su mano con un papel, pero él siguió su camino hacia las puerta de la entrada ignorándola, seguramente le había insultado, pero tampoco lo podía escuchar así que no le importaba.

Cuando entró pudo ver que estaba separado por secciones, historia del arma blanca, armas medievales, etc. Pero se dirigió hacia la zona de "espaldas", sujeto su katana y siguió andando por aquellos pasillos laberínticos. Que extraño, me han dejado entrar aun teniendo la katana, quizás aquella chica intentó avisarme... en fin aun no me han echado. así que... Conforme se iba acercando se podían ver retratos de supuestamente samurais con sus respectivas katanas, además que algún que otro soldado japones que tampoco tenia mucha idea de sus historias.  Se detuvo por completo cuando diviso una katana antigua rodeaba de cristales, bien protegida. “El Tigre de Malasia” Leyó mientras la observaba con atención, cuando se dio cuenta que no estaba solo, a su derecha se encontraba un chico de cabellos rojos mirando parece que muy concentrado aquella arma. Parece que le interesa mucho. Pensaba mientras miraba de reojo al chico que se encontraba un poco inclinado mirando muy atento la katana.
avatar
Nicolas Brown
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 23
Monedas Monedas : 1828

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Jue Ago 21, 2014 4:59 am

¿Quién lo diría? Un joven talento observando armas de filo sin razón aparente, seguramente su primo ni siquiera lo creería y tendría lógica, ya que a excepción de tocar el violín no ha tenido ningún gusto más.  Miraría un poco más y luego partiría a casa para dormir una pequeña siesta, la noche anterior apenas había dormido por estudiar hasta las dos de la mañana por un examen, necesitaba descansar o su concentración sería nefasta a la hora de componer alguna melodía. Estar hincado solo hacia relucir lo perdido que estaba observando aquel objeto, buscando si había alguna trampa o falla que delatara su originalidad. Conocía la historia de algunas civilizaciones que usaban armas para derrotar al enemigo, pero pensar que fue hace millones de años atrás juraría que las creaciones no eran muy buenas que digamos. Completa equivocación. Era perfecta al ojo humano.

Suspiró, casi a punto de pegar la frente contra el vidrio de manera inconsciente, desviando la mirada cansada a una esquina y notando como el lugar comenzaba a tomar actividad. “No tiene sentido estar aquí” pensaba en un leve toque de yemas de los dedos contra el vidrio para ir perdiendo cercanía de la famosa espada, porque eso era para él, una simple espada y nada más. No había diferencia de una con otra, todas tenían un largo filo cortante que podría despedazar a cualquiera por la mitad. Sin embargo, reconocía muy bien que era ignorante del tema. Respiró profundo para colocarse de pie, pero nuevamente era sorprendido en un mirar de sus ojos cafés, un hombre a su lado que de cierta forma lo intimidó. Una presencia muy imponente. Así quedó, neutralizado por algunos segundos, sin hacer más que solo observar aquel rostro desconocido y esperar por mera seguridad algunas palabras contrarías. Nadie le aseguraba que no le estaba hablando desde antes, era un método de autoprotección para el mismo, si veía cualquier gesto que indicara aquello pediría sin dudar una disculpa por su mala educación. Sin embargo, al bajar la mirada se encontró con algo similar al arma letal del El Tigre de Malasia.

Una única opción tenía en mente, que era un miembro del equipo que organizaba la exposición. Si no fuera así, ¿Por qué tendría aquello consigo? Por el mismo motivo le brindó una sonrisa limpia y terminó de colocarse de pie finalmente. – Lo siento, de seguro no se podría apoyar en el vidrio… no lo volveré hacer – Se excusó rascándose la mejilla diestra con el dedo índice indicando nerviosismo, pensando que había cometido alguna infracción y vendría el reto después. Una disculpa era lo más apropiado. No obstante, le parecía algo raro en vestimenta, si estuviera representando algún personaje o algo por el estilo tendría al menos una identificación, pero al recorrerlo de pies a cabeza en un rápido vistazo no encontró nada parecido. – ¿Trabajas aquí? – Preguntó para salir de dudas sin perder su tono amistoso.

Cierto fue que lo encontró intimidante, pero bien le enseño su tutor a no juzgar por la apariencia. Además, prefería una conversación a estar diferenciando una espada de otra, aunque también le gustaría aprender algo más de cultura extra. Ya vería que hacía. Mientras tanto esperaría la respuesta de aquel hombre y estaría listo para leer sus labios al instante que comenzaran a separarse. Solo deseaba que no fuera como aquella chica de la puerta, sus malas costumbres al hablar hicieron que todo fuera más complicado de entender. Ya si no funcionaba, tendría que confesar que tenía problemas con sus oídos.
avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Nicolas Brown el Vie Ago 22, 2014 1:29 am

Aparto la mirada del chico y vio como en el cristal se reflejaba una pequeña sonrisa. Umm... Era extraño que una persona tan intimidante como él recibiera sonrisas de la gente como si nada, de niños era algo normal ya que muchos de ellos solían alucinar cuando veían a un "samurai" por la calle aunque a sus padres no les hacia mucha gracia. El chico se incorporó y pudo ver que era más alto de lo que parecía y empezó a hablar. Mire como movía los labios a una velocidad normal tal que pude leer perfectamente lo que quería decir. Parecía algo nervioso o eso daba a entender con sus expresiones.  Cuando acaba de hablar y veo el porqué de su confusión vuelve a mover sus labios formando palabras inaudibles para mi. ¿Trabajar aquí? Me pregunto como habrá llegado a esa conclusión, bueno teniendo esto colgado del cinturón quizás... Para no hacerle sentir incomodo respondiendole hablando en lenguajes de signos como le solía pasar a menudo, solo lo miro con cara de curiosidad y dirigió la cabeza de un lado a otro negandole su pregunta. Pero al recordar la chico tan interesando por aquella espada japonesa quizás los pocos conocimientos que tenia de ellas le interesaría. Suspiró y levantó lentamente sus manos para iniciar la conversación signos. -"Verás, esa katana fue fabricada por Kanenaga Fujiwara muy famoso herrero japones de esa épo..."-  Le decía mirándole a los ojos mientras movía sus manos antes de ser interrumpido por lo que parecía el guardia de seguridad de aquel lugar. -Perdonen, señor lo sentimos mucho pero no puede pasearse por un museo con un arma así, que de juguete no parece ¿verdad?. Lo siento mucho pero tengo que pedirle que se marche o bien me de su arma, tiene que entender que podría causar confusión entre la gente del museo.- Miraba al guardia como no paraba de mover sus labios hablando sobre mi preciada arma y toda la historia de siempre... -Tsk...- Dije con cara de poco amigos mientras miraba al guardia que se vea algo nervioso. Fantástico, dios a este paso al final te tendré que dejarte en casa... Me volví hacia el chico donde había dejado la explicación a medias y empece a gesticular con mis manos de nuevo. -"Lo siento chico, quizás otro día será. Este viejo calvo no me quiere aquí".- Le dije levantando la comisura derecha del labio en forma de sonrisa sin saber si aquel chico me entedia o no. Cosa que le sucede muy amenudo ponerse hablar con el lenguje de signos como si la otra persona le entendiera intentando encontrar a alguien con su misma mala suerte que él sin mucho éxito, siempre respondiendole con un "lo siento, no hablo el lenguaje de signos ". Y aquel chico al igual que los demás no serían menos.

Di media vuelta y empece a caminar hacia la salida de aquel edificio metiendo las manos en el bolsillo del pantalón. Di unos cuantos pasos cuando se acerco un pequeño niño corriendo hacia mi con una sonrisa de oreja a oreja. Vaya... Él niño empezó a golpear la katana con su pequeña mano como si intentara comprobar de que material estaba hecha. -Cuidado, es de verdad. Le dije con una voz amigable mientras sacaba una mano de mi bolsillo y acariciaba el cabello del niño. -Será mejor que te vayas creo que tú madre te esta llamando.- Volví a hablarle al pequeño apuntando con la vista hacia una mujer joven que se acercaba con paso torpe pronunciando el nombre de John. Él niño se giró y salio corriendo sonriendo hacia la mano de su madre, apuntándolo pronunciando con sus labios "¡Mamá, mamá es un samurai, un samurai de verdad! o al menos eso pude entender. Elevé un poco mis labios en forma de sonrisa hacia el niño y aquella mujer algo asustada y volví a tomar el camino hacia la salida.

Una vez en la salida recordé que es lo que tenia que estar buscando en vez de perder el tiempo en ese museo. Metí la mano en mi bolsillo izquierdo del pantalón en busca de la cartera donde había guardado el papel con la dirección cuando me doy cuenta que no esta, con ojos como platos busqué desesperadamente en el otro bolsillo al igual que los de la parte de atrás del pantalón sin encontrar resultado alguno. Agh.. Mierda! Quizás se me habrá caído cuando saludaba aquel niño, o cuando dí el salto en aquella cera, ¡joder! Tengo que encontrarla...mi dinero...

Off:
Lo siento estoy falto de inspiración u_u edite porque la lie sry hoy estoy como en otro mundo xD


Última edición por Nicolas Brown el Lun Ago 25, 2014 2:47 am, editado 2 veces
avatar
Nicolas Brown
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 23
Monedas Monedas : 1828

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Sáb Ago 23, 2014 12:18 am

Esperaba mucho más que un simple movimiento de cabeza ante la pregunta, pero lo que vino después recompensó todo. Quién lo creería. Estaba en presencia de un sujeto que era capaz de comunicarse por lenguaje de signos y se notaba que estaba inmerso en ese mundo hace tiempo por la simple seguridad que mostraba al expresar cada palabra. No era como él, que trataba de disolverse en un sitio que no pertenecía y no ser notado, aunque muchas veces acababa con la verdad por adelante. Sonrió, luego de quitarse la sorpresa del rostro y entendiendo cada una de las señas que hablaban sobre la espada que observaba hace unos segundos, toda información a la cual era ignorante. Estuvo a punto de levantar las manos y responder de la misma manera, cuando sus orbes oscuros se toparon con el guardia de seguridad.

Había olvidado el hecho de que no era de la organización y ese elemento en su cinturón causaba revuelo. ¿Por qué tenía una? ¿Acaso era…?  Imposible. Sin embargo, poder continuar una conversación más amena con el otro fue inútil, ya que el guardia le pidió salir del edificio de una manera según a su entender amable. No quería meterse en conflicto, así que permaneció con los labios sellados y las manos inmóviles, pero en su mente le sacudía la idea de conocer un tanto más al hombre de la Katana y sobre todo agradecerle por aquella pequeña introducción de cultura. Colocó las manos atrás y sonrió nuevamente ante la disculpa del otro, era entendible que debía salir si alguien que cuidaba la seguridad de todos lo pedía. Sabía que era tonto ir donde estuviera el peligro, pero quién le aseguraba que era una persona peligrosa, solo sabía y tenía muy claro que era como él en el sentido de tener un lenguaje especial, siendo complicado el hecho de vivir en un mundo donde ser diferente solo significaba lástima.

Se acercó al guardia y le ofreció una disculpa por parte del extraño, no tenía por qué hacerlo, pero igualmente lo hizo y fue ahí que recibió las peores palabras jamás leídas: “No te juntes con maleantes, se ve que no eres como él.”  Calló y dejó que se fuera. No podía discutirle, no ahora, porque no le diría nada bueno. Caminó  por el mismo lugar que entró, doblando el folleto que le pasaron en dos dobleces y metiéndolo en el bolso que traía consigo cruzado por el pecho. ¿Mala persona? No veía eso en lo absoluto y menos cuando notó el trato al infante en el segundo justo, sin más siguió caminando y la misma altura por donde estaban ambos participantes encontró una billetera. – Debería tener más cuidado con sus cosas…  – Pensó luego de tener la billetera en su poder, asegurando que era de ese hombre y sin dudar la abrió para comprobar, ahí estaba, la identificación. – Lo supuse  – Concluyó guardándola en el bolsillo de su chaqueta.

Apresuró el paso para encontrárselo en la salida. ¿Y adivinen qué?, ahí estaba registrándose los bolsillos con desesperación. Dudar no era de su personalidad, así que aprovechando que estaba de espaldas se aproximó lo suficiente para dibujarle con el dedo índice en la espalda alta el Kanji de girar o eso creía. De todas formas ambas acciones llegaban a un solo destino, que debía voltearse para encontrárselo de frente. El único problema sería su actuar, podría pensar que es una amenaza y cortarle la cabeza en menos de dos segundos a mano de esa cuchilla afilada. Pensemos que no pasará aquello, pero por las dudas se mantuvo quieto haciendo el signo coloquial de amor y paz.

Enseguida, procedió con una pequeña frase pensativa. – Cuando uno deja de buscar lo perdido, aparece solo en frente de nuestros ojos  – Señalando con un lento menear de manos, dando mayor énfasis a las palabras y curvando los labios para brindarle una sonrisa. Él la tenía, pero aún no se la iba a dar.  Mientras tanto por la calle pasaba un carro ambulante de hot-dog, deteniéndose casi a la entrada de la exposición a espera de los visitantes. El olor era más que reconocible.  


Rol off:
Descuida~ no se sienta presionado xD
avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Nicolas Brown el Dom Ago 24, 2014 10:48 pm

Y allí estaba parado como un tonto buscando su cartera desesperadamente. Demonios... Miró hacia el frente hacia la aquella calle principal observando como el tráfico cada vez se hacia más denso suspiró y pensó en entrar para ver si encontraba su cartera. A punto de darse media vuelta sintió como algo que parecía un dedo rozabas su espalda de forma extraña provocando un escalofrió, asustándole. Rigido por aquella sensación sus manos automáticamente se fueron hacia su cinturón en posición de defensa. Pero que coñ... Giró su cintura rápidamente hacia atrás para ver qué o quién era el sujeto que le había tocado y a continuación giro el resto de su cuerpo quedando cara a cara con aquella persona. Para su sorpresa allí se encontraba él, sí aquel chico pelirrojo con el que había tenido una charla unilateral o al menos eso pensaba él. Sorprendido lo miraba con el ceño fruncido por la confianza del chico hacia él cosa que le pareció muy extraña ya que suele intimidar a la gente y no inspira mucha confianza. Entonces pude leer los labios del chico pronunciando unas palabras que curiosamente ya había escuchado hace poco. -¿Y si no aparece?.- Le respondió de forma burlona.

Miró más atentamente al chico y vio como en su mano derecha sostenía su cartera. -Oh... ya veo. Gracias por haberme buscado. ¿Me la devuelves?.- Respondió estirando su mano hacia él con una media sonrisa aliviado. Mientras esperaba la respuesta del pelirrojo sintió como toda aquella zona se llenaba de un aroma delicioso que hacia que su estomago empezará a tocar toda una sinfonía recordandole que desde que se levanto solo había tomado sus pastillas y agua, nada más. Aparto la mirada del chico por unos segundos buscando el supuesto puesto de perrito que solían pasearse por las calles francesas. Cuando lo pudo divisar volvió a mirar al chico y extendió un poco más su mano hacia la de él para intentar recuperar su cartera. -Tengo prisa y tengo algunos asuntos pendientes, ¿Me la das o te la tengo que quitar? No creo que te haga mucha gracia pelearte con un hombre con una gran espada colgando de su cintura.- Le dijo mientras en su rostro se arqueaba una ceja y se dibujaba una sonrisa en sus labios. Sí era cierto aun tenia que ir en busca de aquella información pero antes tenia que resolver un problema con su estomago que le pedía a gritos comida y como mucho dinero tampoco llevaba ese carrito de Hot Dog seria su objetivo.


Última edición por Nicolas Brown el Lun Ago 25, 2014 2:45 am, editado 2 veces
avatar
Nicolas Brown
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 23
Monedas Monedas : 1828

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Lun Ago 25, 2014 12:51 am

Se mantuvo tranquilo con una sonrisa a la espera del otro, confiado que no sufriría una muerte trágica en medio de tanta gente y al parecer estaba en lo correcto, más que un frio metal rozando su cuello recibió unas palabras bromistas acerca de su billetera. Sonriendo nuevamente, aunque la respuesta a esa pregunta era demasiado obvia, se quedaría sin dinero para no comprar nada y tampoco tendría sus documentos, lo que significaría un problema estando en este país. Sin embargo, como sabueso encontró el motivo u objeto por el cual estaba ahí, estirando la mano para que se lo devolviera. Lo había dicho, lo haría, pero aún no. Así que lo continuó mirando al rostro, pensativo por ese desviar de ojos hacia los costados, buscaba algo y si su intuición  le funcionaba bien era por el aroma de los hot-dog que gobernaba en el ambiente. ¿Tenía hambre?

Entrecerró la mirada y sonrió de lado, ladino al leer la reiterada petición de devolverle la cartera junto con una amenaza que a cualquier otro le hubiera parecido intimidante, pero a él no. ¿Razón? Tenía una, pero no quería sujetarse tanto de ella. Entonces, se le ocurrió un plan. Sutilmente ubicó el dedo  índice sobre los labios propios, un simple gesto de hacerlo callar y se giró dándole la espalda, aprovechando el instante para esconder lo ajeno dentro sus ropajes para que no se viera a simple vista. Hizo varios toques por su ropa, para igualmente despistar. Terminado enseñó ambas manos vacías, especialmente las ante palmas. – “No tengo la intención de pelearme contigo… simplemente quiero conocerte. Además, la lucha es desigual, al menos dame una espada”  –  Bromeó al finalizar, pero ninguna de estas palabras las dijo, mantuvo los labios sellados y solo fueron sus manos las que se comunicaron, si, le estaba diciendo abiertamente que también podría comunicarse en lenguaje de señas.

– “O mejor dejamos todo esto y nos vamos a comer. Yo invito mientras mantengo cautiva tu cartera” –  Agregó con nuevos movimientos de manos y una mirada de completa seguridad. Estaba siendo muy impulsivo, pero a la vez le parecía una escena graciosa, si no salía como esperaba, las disculpas siempre están a la mano. Tener una cartera como rehén era difícil de imaginarlo, contárselo después a su primo solo sería motivo de burlas y risas, aunque  para su tutor sería una reprenda de al menos un año.
avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Nicolas Brown el Lun Ago 25, 2014 2:43 am

Miro como aquel raro muchacho se llevaba el dedo indice a los labios desconcentándole mucho más. ¿Pero qué? A continuación presencio como le daba la espalda y se hacia con su cartera guardándola en sus pantalones. ¿Es qué quieres que te mate? Pero entonces empezó a hablarle pero no como cualquier otra persona normal, sino como él se solía comunicar, con el lenguaje de signos. Ante aquello no supo como reaccionar y entonces recordó aquella conversación unilateral dentro del museo. Entonces habrás entendido todo aquello granujilla. Recordaba haciéndole sonreír levemente mientras leía las manos del chico. No se había fijado hasta ese momento pero aquel muchacho parecía que tenia unas manos bastantes bellas y suaves a simple vista sobretodo comparadas con las de él, con alguna que otra cicatriz y ásperas. ¿Espera qué? ¿Quieres conocerme? Esa frase nunca la había escuchado de una persona "normal", además de su viejo amigo y alguna que otra prostituta o gangster que lo quería solo por conveniencia así que nunca se tomaba en serio esas palabras. Después de una pequeña pausa volvió a seguir con su mirada las manos del chico hablándole. Ir a comer con aquel desconocido que tiene cautiva su cartera era la pregunta que se hacia a el mismo. ¿Qué podría ganar? ¿Y perder? Ganar, puede que un contacto más aunque el chico no tenga mucha pinta de conocer los lados oscuros de la ciudad y a gente como él pero al fin y al cabo seria es otro más que puede que tenga información o me brinde ayudar con ciertas cosas. ¿O ganar un amigo? Amigo... Una palabra que cada vez iba tomando menos significado en su vida. Y perder, quizás tiempo de búsqueda aunque siempre le llevaba a un callejón sin salida como toda la información que había conseguido hasta ahora. Y lo más importante la CARTERA, pese a que no seria muy complicado arrebatársela. La balanza está equilibrada.

Dejo de mirar sus manos y desvió la mirada hacia los ojos del pelirrojo sin ninguna expresión facial. Entonces empezó a comer sus manos creando palabras que formarían frases cosa que a los de sus alrededores solo les parecería extraños movimientos sin sentido. -"Pero si pagas con el dinero de mi cartera ya no seria invitar". Dijo llevando su dedo indice hacia el pantalón del chico apuntando a su supuestamente cartera sonriendo ligeramente. -"En fin chico, quien pague o no me da igual esta vez aceptaré porque me estoy muriendo de hambre y además te lo debo por haberla recogido y buscarme, pese que aun no la tenga en mi posesión." "Y no creo que salgas corriendo con ella en tus pantalones"- Hizo una pequeña pausa y prosiguió con el movimiento de sus manos. -"Vayamos a aquel puesto de hot dogs" Dijo moviendo la cabeza en dirección al carrito. -Y no salgas corriendo porque te atraparé. Hablo con cara seria esperando haberle intimidado un poco ya que no era una persona que confiaba en la gente fácilmente.
avatar
Nicolas Brown
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 23
Monedas Monedas : 1828

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Lun Ago 25, 2014 3:59 am

¿Realmente le había dicho eso? Tanta desconfianza había que ni siquiera creía que lo podría invitar con su propio dinero y lo peor es que ni siquiera había pensando en el dinero ajeno, tampoco lo vio cuando revisó la cartera, solo observó la identificación y ya. Tan descarado no era. Sin embargo, debía entender aquella persona junto a sus comentarios, después de todo le tenía la cartera retenida y no se la quería pasar. Lo que más le sorprendió es que supo donde la había escondido, al parecer no podría ser muy astuto con él cerca, así que terminó suspirando en forma de resignación. Era momento de ir por unos hot-dogs a pesar de no tener hambre, soportando aquella nueva amenaza acerca de no intentar escapar. ¿Cómo lo haría? Sabía muy bien que no le convenía. – No me ofendas por favor… No soy de los que apuñalan por la espalda…– Pronunció igualmente, con su voz, pero respondiéndole esa mirada intimidante con una de las propias, una seria y desinteresada. Negar que su pulso se desequilibrio era imposible, ya que después de todo, ese hombre si tenía una mirada muy oscura.  

Se sentía peor que un ladrón siendo vigilado por un policía. –  “Y no me digas “Chico”… soy Hasiel, un gusto”  –  Mencionó lo último por medio de señas, para que solo lo entendiera él y nadie más. Seguido de esto se giró en dirección al carro sin ni siquiera esperar que el ajeno dijera algo, solo movió las manos y cortó contacto con el rostro. Realmente lo quería conocer, porque era un sobreviviente como él y personas así conocía pocas. Quizás exageraba, pero ¿qué tiene de malo estar sorprendido por alguien? En fin, ya estaba con el vendedor, hablando acerca de los precios de los perros calientes, eran muy económicos en comparación con los restaurantes que su familia asiste cuando están en la ciudad. – ¿Quieres solo uno o quieres más? – Le habló a su invitado directo al rostro para que leyera bien sus labios, buscando la propia billetera en el bolso, la cual no demoró en tener en las manos.

– Puedo comprarte lo que quieres… no suelo gastar nunca mi dinero – Nada más que la verdad, como siempre acostumbraba ir en auto a todos los lados, eran pocas las veces que requería de dinero y cuando no lo tenía, prefería irse caminando para conocer algún que otro lugar, aunque por primera vez se perdió. Curvó los labios, ladeando un tanto la cabeza a un costado, dejando que sus cabellos rojizos se deslizaran por una de las mejillas en espera del mayor.
avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Nicolas Brown el Mar Ago 26, 2014 2:14 am

Viendo la reacción del chico, se dio cuenta que sus palabras no fueron muy agradables. Una persona como él no estaba acostumbrado hacer amigos y siempre solía hacer ese tipo de cosas sin pensar. Quizás eso era culpa de todo el pasado que arrastraba, y cuando por fin pensaba que tenia a alguien en quien confiar este le abandona, todas esas cosas iban provocando que se alejara cada vez más de las personas. A continuación vio como el chico con sus manos le decía su nombre. Con que Hasiel...

Vio como el chico se giraba y empezaba a caminar hacia el puesto de perritos sin más miramientos, puso sus manos en los bolsillos de su pantalón y le siguió en silencio, quizás algo incomodo por aquellas palabras un tanto duras que le dijo. Se quedo al lado del chico mientras este hablaba con el hombre del puesto hasta que se giro para preguntarle. Pudo leer sus labios perfectamente y le respondió de la misma forma.-Con uno esta bien. Se produjo un pequeño silencio y Hasiel volvió hablar. Así que eres un chico ahorrados... Aunque le hubiera dicho esas palabras él no se sentía muy cómodo ante aquello. Abrió sus labios, tomando aire y le contesto. -No te preocupes, yo puedo pagar lo mio, si me devuelves la cartera. Aquello solo fue una pequeña broma mala. Dio un pequeño paso hacia delante y empezó a hablar con el hombre del puesto. -Me pones un hot dog grande con mayonesa, mostaza, salsa picante y ketchup y también una coca-cola por favor. ¿Y tú Hasiel?-   Dije mirando por encima de su hombro al chico pelirrojo.

Mientras esperaba que el hombre se encargara de los pedidos se coloco junto a un lado de Hasiel haciendo que este se fijara en él para que pudiera leer bien sus labios. -Bueno mi nombre es Nicolas, Nicolas Brown. Y dime Hasiel... ¿Cuál es tu historia?- Le dijo levantando la comisura de sus labios intentando mostrarle una cara simpática.
avatar
Nicolas Brown
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 23
Monedas Monedas : 1828

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Mar Ago 26, 2014 6:57 pm

Que no aceptara su invitación le irritó un poco, estaba siendo bastante amable y nuevamente el hombre salía con uno de esos comentarios. Sin más, sin demostrar enojo ni nada, le sonrió esta vez fingiendo aunque muy bien sabía en el fondo que se notaría aquella curva en los labios llena de falsedad. Mismo instante que negó con el dedo índice para rechazar el dinero ajeno. – No insistas… déjate invitar. Luego me lo pagas con otra cosa – Mencionó por mera tranquilidad para el otro, para que dejara de insistir, ya que no pediría nada como recompensación luego aparte de una simple conversación. Se lo debía al menos. Como el pedido estaba hecho y el hombre del carro se puso hacerlo con todas las indicaciones, sonriendo divertido por las palabras del pelinegro y las contestaciones del pelirrojo. Era un curioso. – Yo solo quiero un agua vital sin gas… por favor. – Pidió, ya que no tenía hambre y con una simple agua sería suficiente para no hacer notar que solo le estaba comprando al mayor.

El agua le fue entregada de inmediato y poco después el hot-dog de su acompañante junto con la bebida. Ni siquiera pidió el preció total, ya que lo había calculado mentalmente cuando le dijo todos los precios de las cosas. Un billete bastaría para todo y hasta vuelto recibiría, sin embargo habló solo para que lo escuchara el hombre del carro diciendo que se quedara con el vuelto, no era mucho, así que no lo haría rebuscar en sus cosas cinco monedas.  Antes de eso leyó los labios de Nicolas, así se presentó, pero justo en ese instante habían sido interrumpidos. – ¿Mi historia? – Pensó en voz alta para continuar la conversación, mirando el cielo mientras guardaba su billetera en el bolso y sujetaba la botella con la otra mano. Fue ahí que pensó bromear un poco mirándolo directamente al rostro. – Mi tutor tuvo problemas familiares y se fue a otro lugar temporalmente, mi escuela suspendió las clases en la tarde, caminé distraído y me perdí junto aquel edificio, entré por insistencia de las chicas de los folletos, luego me encontré contigo, me quisiste cortar en dos con tu espada y rechazaste mi invitación a comer… aunque me salí con la mía y pagué yo. Fin. – Finalizó con una sonrisa aflojando la tapa de la botella. – ¿A eso te referías? – Preguntó junto a una risa pequeña, tomando del agua tranquilamente.

Sabía que se refería a otra historia, pero no pudo evitar divertirse de esa forma, solo esperaba que el otro se lo tomara con humor. Todas las palabras que había dicho eran verdades, le pasó cada una de ellas y fue un muy breve resumen de su día extraño. Luego le vibró el celular del bolsillo y colocando una expresión seria, lo sacó y revisó la pantalla, lamentablemente no era lo que esperaba, solo estúpidas promociones de planes. Si, esperaba noticias de Arnaldr, su tutor.
avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Nicolas Brown el Dom Ago 31, 2014 1:56 am

Miró como el chico le respondía con una sonrisa no muy convincente a sus palabras. -Bueno si insistes.- Dijo llevándose las manos a la cabeza alborotando y volviendo a peinar su cabello. Mientras esperaba su pedido vio una sonrisa en la cara del viejo que les atendía quizás por la situación no lo sabía así que no le dio mucha importancia. Una vez pagado el pedido el hombre estiro sus manos con su perrito y coca-cola además del agua ya dada al otro chico. -Gracias.- Comentó intentando mostrarle una sonrisa amable.

Miró al chico a los labios leyéndolos mientras levantaba levemente la comisura de su labio derecho divertido. Un chico con sentido del humor, me gusta. pensaba para si mismo. -Creo que eres la primera persona que conozco con una historia tan corta ... y interesante (?) Haha.- Le respondió intentando sonar divertido y algo irónico, ya que no solía ser uno de sus puntos fuertes.

Miro hacia sus lados buscando algún sitio más cómodo y si pudiera ser unos bancos para poder comer y beber lo que había pedido. Entonces recordó que por la calle por donde había pasado justo a la vuelta de la esquina de ese museo se encontraba una pequeña plaza con algunos bancos y abuelos alimentando palomas. Se adelantó unos pocos pasos dando un pequeño mordisco al hot-dog y una vez digeridos se volvió a girar mirando a Hasiel. -Por aquella dirección.- Dijo haciendo un movimiento con la cabeza hacia donde se refería. -Hay algunos bancos.- Dijo de manera que el chico pudiera leer sus labios ya que sus manos estaban ocupadas para crear palabras y esperando a que le siguiera. Mientras observaba al chico dio otro mordisco a su perrito mucho más grande, saboreando todos aquellos deliciosas salsas, carne y pan. No sabia si era porque no había desayunado o que, pero ese perrito le parecía el mejor de todos los que había probado hasta ahora y sabia que mucho no iba a durar en sus manos. A la vez que masticaba el delicioso hot- dog con su otra mano, la cual sujetaba la coca-cola consiguió con su dedo gordo levantar la chapa de la lata y abrirla sin esfuerzo y de manera indiferente. Cosa que en un principio le costo barbaridades hasta que la practica hizo al maestro y gracias a todas aquellas latas de cerveza.
avatar
Nicolas Brown
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 23
Monedas Monedas : 1828

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Mar Sep 02, 2014 6:14 pm

Guardó el celular luego de aquel falso mensaje con un suspiro aplastante, en el bolsillo diestro de su pantalón y sin más volvió a la normalidad sonriendo como si no hubiera pasado nada jugando con la tapa de la botella entre abrir y cerrar. Mirando los labios del ajeno con un detenimiento casi penetrante que lo llevó a soltar una pequeña carcajada por aquellas palabras. Podría jurar que era una de las pocas veces que lo veía en esa faceta de chico divertido, desde que lo conoció simplemente fueron evasiones y el interés constante de pasarle la cartera. Ahora que lo pensaba, si tenía prisa y no podía esperar, ¿qué estaba haciendo con él comiendo?  Posiblemente había sido muy insistente y no le quedó de otra. Se arrepentiría eternamente si era algo de suma importante.

Asintió con la cabeza al indicarle el lugar, observando los alrededores y creyendo que estaba perdiéndose más que encontrar el camino luego para ir a su casa, pero no importaba mucho, para algo se inventó la herramienta del GPS en el celular. Un problema menos. Adelantó el paso sujetando la botella desde la boca del cuello entre medio de dos dedos, índice y medio, sentándose en uno de los asientos que estaban desocupados y cerca de un árbol que relucía por sus hojas verdes. – “Te gané, ahora me debes un helado” – Mencionó infantilmente con lenguaje de señas, luego de sacarse el bolso y dejarlo a un costado junto con la botella de agua que no llevaba ni la mitad de ser consumida. Apoyando las manos en el borde de la banca y echando la columna un poco hacia adelante. – ¿Esta bueno? – Preguntó a viva voz, refiriéndose al hot-dog que era devorado rápidamente.

Sin embargo, antes que le respondiera a esa pregunta más que obvia sacó la cartera del bolsillo donde la tenía guardada y la sostuvo con ambas manos, viendo la cubierta por unos escasos segundos. – Pensarás que soy un niño mimado que te trajo a esta situación por medio de trampas, perdóname ¿sí? – Habló en un tono arrepentido y despacio, para que cada uno de sus vocablos se pudieran entender a la perfección para el otro, sonriendo al concluir con la más sutil pero sincera sonrisa.

– Si quieres te puedes ir… sé que tienes cosas que hacer –  Agregó, ofreciendo aquel objeto ajeno para que fuera recibido. Pensar que le estaba jodiendo los planes desde un comienzo por aquella travesura inofensiva le hizo hundirse en un remordimiento profundo. No negaría que aquellos momentos que compartieron fueron divertidos.


avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Nicolas Brown el Lun Sep 08, 2014 7:01 pm

Mientras masticaba su hot-dog vio como el chico suspiraba mientras miraba su móvil. ¿Sus padres o será su novia? Pensó Nicolas volviendo su mirada hacia la dirección de los bancos. Vio como el chico se adelantaba como si aquello se hubiera vuelto una carrera y sonrió al leer sus manos para después llegar junto a él y sentarse acabándose el último trozo del hot-dog que le quedaba. Pudo leer los labios del chico que volvía a hablarte y como aun tenia la boca llena cogió su lata de coca-cola y se la bebió de un trago, mirandolo de reojo intentó levantar la mano especialmente el dedo pulgar en señal de que sí que estaba bueno, pero fue interrumpido y bajo la mano lentamente al igual que la lata vacía dejándola hacia un lado. Y vio como el chico extendía su cartera hacia él levantó la miraba y sonrió a decir justamente las palabras que él había pensado. Pero estar allí sentado junto aquel chico mucho más joven que él le trajo viejos recuerdos tanto buenos como malos y pensó lo diferente que hubiera sido todo si tan solo hubiera deja de seguir el camino que su padre le había enseñado. Quizás se hubiera visto como aquel chico joven y vivo, quizás con algún trabajo normal, novia, amigos... No sabía que significaba tener una familia de verdad. Quizás necesitaba un momento de tranquilidad y una simple conversación que le despejará de todo sus problemas, así que tampoco le molesto haber perdido aquel tiempo con Hasiel.

Estiró su mano y agarro su cartera para después guardarla en el bolsillo de su pantalón. - ¿Pero si me marcho cuando te compraré el helado que te debo? Dijo Nicolas divertido sonriendo y apartando su rostro mirando hacia el frente un instante donde se habían acumulado palomas y niños que las alimentaban.  -Aunque bueno la forma con la que miraste el teléfono móvil antes... Me da que ¿te estas escapando de alguien? ¿o esperas algún mensaje importante?  No creo que a tus padres les haga mucha gracia verte con un tipo como yo.- Le dijo Nick interpretando aquellas palabras con señales y dejando escapar un pequeño suspiro volviendo su mirada hacia las palomas. Oh se me olvidaba... Miro a Hasiel y vuelve al lenguaje de signos. - Y estaba muy bueno el hot-dog, gracias.-
avatar
Nicolas Brown
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 23
Monedas Monedas : 1828

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Hasiel Cahill el Sáb Sep 13, 2014 5:54 am

Permaneció un rato con la mirada baja, esperando que la cartera fuera recibida por esa mano del ajeno y no levantada hasta que sus dedos sintieran ese vacío. Finalmente lo sintió, subiendo los orbes oscuros hacia el rostro del mayor y leyendo esas palabras divertidas acerca de invitarlo a tomar un helado, al menos sería una buena excusa para verlo nuevamente. Por lo mismo sonrió y se acomodó un tanto más en la banca, interpretando luego las señas con las manos, las primeras hicieron que colocara un rostro más pensativo, el mismo que colocó cuando estuvo viendo el móvil hace unos segundos y el próximo, se le escapó una sonrisa fácil. Se alegraba que estuviera satisfecho con su comida. – “Esperaba un mensaje de mi tutor, como te mencioné tuvo que salir, pero igual me preocupa…” – Respondió sincero con movimientos de manos, no quería hablar esta vez, le podría temblar la voz.  – “¿Sabes? Toco el violín desde pequeño… antes de perder la audición… él aprendió lenguaje de señas para seguir enseñándome y que cumpliera mi sueño” –  Agregó con una sonrisa permanente, sosegadora.

– Y sí… es muy protector. Seguramente pensaría que me secuestraste o algo por aquel estilo, pero tranquilo, él me enseñó a no juzgar... pero creo que a veces se le olvida – Mencionó divertidamente a pesar de todo lo dicho era verdad. Su maestro a veces era muy exagerado. – “Cambiando de tema… ¿cuántos años tienes?” –  Volvió a las señas, tomando la botella de agua y bebiendo un poco de ella. Se veía bastante mayor que él, pero necesitaba aliviar la curiosidad de cuantos años más eran. ¿Unos cinco? ¿Tal vez unos seis? Quizás estaba hasta casado, no, no le veía ningún anillo.

Siguió observándolo en espera de una respuesta, también se alegraba un poco ante el hecho que no se fue al tener la cartera en su poder. Sin embargo, no le quitaba la sensación extraña de haberse comportado caprichosamente.
avatar
Hasiel Cahill
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 150
Monedas Monedas : 1630

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Tema Cerrado el Mar Oct 07, 2014 8:59 pm

Cerrado por ausencia de rango
Para apertura del tema pedir personaje en recuperación de rango y después postear en reapertura de temas.
avatar
Tema Cerrado



Mensajes Mensajes : 1639
Monedas Monedas : 19492

Volver arriba Ir abajo

Re: ▬ L'art de couper ▬

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.