Conectarse

Recuperar mi contraseña

Elliot Rousseau
Claire Black
Xion Mitai
Hiroshi Anzai
Eita Takahara
Reglas generales Reglas del chatboxGuía para principiantesPeticionesRegistrosPreguntas frecuentesCensos mensualesgossip amorisEventosZona Corazón de melónDatos para afiliación
Últimos temas
» Un día lleno de sorpresas /Priv. Miikan Lobelia\
Sáb Nov 24, 2018 12:09 pm por Miikan Lobelia

» ►Petición de personajes
Sáb Jun 23, 2018 11:09 pm por Xion Mitai

» ► ~Reglas Generales~ [OBLIGATORIO LEER Y FIRMAR]
Miér Jun 20, 2018 9:39 pm por Scarlett Aisaka

» ► ● Reglas de la Chatbox ● [OBLIGATORIO LEER Y FIRMAR]
Miér Jun 20, 2018 5:34 pm por Federica Astor

» You're not my order [Libre]
Vie Jun 08, 2018 4:48 am por Aella Nezhra

» Buscando para rolear mi primer rol
Jue Jun 07, 2018 11:32 pm por Aella Nezhra

» por fin llega el buen tiempo
Lun Jun 04, 2018 9:28 am por Matthew W. Clark

» ►Petición de recuperación de rango
Mar Mayo 29, 2018 5:18 pm por Claire Black

» [TRAILER] Corazón de Melón en la Universidad
Mar Mayo 29, 2018 3:48 pm por Claire Black

Afiliados Vip ◄
Ser Original es un mérito, querer serlo a costa de los demás un defecto. Las imagenes del contenido de este foro y personajes cannon pertenecen a ChiNoMiko. Imagenes restantes son conetido de Tumblr y Zerochan. Diseños editador por Claire Black. Idea principal Xion Mitai. No copiar o plagiar imágenes de este foro para agregarlo a otro. Si ocurre eso será denunciado a la plataforma donde esté alojado ese foro, ya sea Foroactivo u otro sitio. Tampoco pongan el contenido de este sitio en sus webs/tumblrs/facebook o similares como si fuera vuestra. Template por Hitskin.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 Unported License.

Foros de Rol en español Roleando | Top List de Foros de Rol Shiki Topsite! Kuroi Bara Top List Sekai Anime Top List Roleplay Monster ROLTop4Us
Este foro se visualiza mejor con Google Chrome

Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ir abajo

Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Jue Jul 31, 2014 5:16 pm

Recuerdo del primer mensaje :

Learith, la chica que acababa de conocer y yo estábamos de comenzar el camino hacía mi casa, muy cerca del parque en el que nos habíamos conocido. Por mi parte iba a haber una tregua hasta que llegáramos allí y como ella no me dijo nada, supongo que ella también pensó lo mismo. Después de atar al perro con la correa dijo que estaba lista para partir y por lo que me había dicho un poco antes de ir a por la correa, tenía ganas de llegar. Por lo que parecía ella no se había acobardado con la idea de ir a mi casa, ¿pensaría que estoy de farol? Bueno, la verdad es que esa pregunta que me acababa de hacer a mi mismo no me importaba lo más mínimo porque en caso de que la respuesta a esa pregunta fuera un "sí", que lo era, mi victoria estaría asegurada cuando entráramos en mi casa. Ir a mi casa eran todo ventajas para mí, por un lado me aseguraría la victoria y por otro una chica me había acompañado hasta casa y después de ganar podría quedarme en mi casa saboreando la victoria, mientras que ella tendría que ir hasta su casa con el peso de una derrota en la espalda.

El viaje pasó sin incidentes, la calle estaba prácticamente vacía, era normal ya que era bastante tarde y eso me veneficiaba porque no había nadie que pudiera verme sin camiseta, salvo Learith. Notaba como ella clavaba sus ojos en mi, como si pareciera que para ella que me hubiera quitado la camiseta fue lo mejor de la noche. No me gustaba que la gente se me quedara mirando durante mucho tiempo, especialmente cuando estaba medio desnudo me ponía nervioso, pero en este caso lo deje pasar, si me quería mirar que mirase todo lo que quiera. Mientras yo reflexionaba sobre todo lo que había ocurrido en el parque, el encuentro, los besos, mi derrota y todo lo demás, ¿como era posible que alguien con una personalidad como la mía hubiera llegado a esto con una desconocida? Si la conociera no sería tan raro, porque porque con la gente que conozco soy muy abierta y extrovertida, pero nunca había llegado a esto y menos con una desconocida, por el amor del cielo estaba llevándola a mi casa. A pesar de todo eso yo estaba seguro de lo que estaba haciendo y no pensaba dudar en ningún momento.

Al final llegamos a mi casa, fue un viaje bastante corto, una paseo que no llegó a los cinco minutos. La casa por fuera no era nada espectacular, era normalita. Cogí a Learith suavemente y la apoyé en la puerta de mi casa, mi mano también se apoyó en la puerta cerca de su cara para cerrarle la huida mientra acercaba mi cara a la suya.-Bienvenida al paraíso, ahora que estamos en un lugar intimo como tu querías... ¿Que quieres que hagamos?- Pregunté con una sonrisa mientras que con la mano que no tenía apoyada en la puerta cogía las llaves sin que ella se diera cuenta. Cada vez me acercaba más a sus labios con la intención de besarla, o eso quería hacerla creer. Pero cuando nuestro labios se iban a unir, abrí la puerta poco a poco para que ella fuera hacía atrás y separarla de mi. Ahora que estábamos en mi casa el juego acababa de comenzar y si yo jugaba a un juego era con la intención de ganar, me daba igual el precio, como dice el refrán: "quién no arriesga, no gana". Aunque sabía que el juego no iba a durar mucho, solo hasta que ella se diera cuenta de que de verdad vivo solo.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo


Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Mar Ago 12, 2014 1:13 am

Yukito respondió a mi pregunta y realmente me sorprendió. Pensé que diría que no, aunque aquello de que no quería que me sintiera yo mal después... ¿No acababa yo de decir que no me importaría hacerlo? ¿Por qué iba a sentirme mal después? Luego vino su pregunta, y al escucharla una sonrisilla iluminó mis labios, no por la respuesta que yo iba a darle —la cual aun no había pensado— sino porque aquello me daba pie a hacerle una magnífica pregunta.

-Bueno, si me dijeras que estás enamorado de mí... A decir verdad no lo tengo muy claro, nunca he estado en una situación así... Supongo que no tendría muy claro qué hacer o decir... Probablemente intentaría evitar el tema, mientras una vocecilla en mi cabeza me repetiría que debía tomar cartas en el asunto. Imagino que al fi al me las apañaría para darte una respuesta sin mirarte a la cara, independientemente de si aceptara o no.Cosa que ahora tampoco puedo saber, aunque nunca me ha gustado nadie... ¿Por qué ibas a ser tú diferente? - De nuevo había hablado con carrerilla. No quería pensar en lo que decía, porque sabía que no me gustaba lo que estaba diciendo. Era otra manera de hablar de mis sentimientos, y encima sobre una de las pocas cosas que no controlaba. Odiaba no parecer segura sobre algo. -Aunque tampoco había besado nunca a un desconocido, o compartido cama con un chico, o pasando la noche en casa de un desconocido. ¿Quién sabe?- Bromeé, no quería parecer demasiado seria en mis respuestas, y gastar alguna broma me relajaba. Di un suspiro, por lo menos tenía muy clara mi pregunta. Pero antes, tenía algo que aclarar.

-Antes de preguntarte... Dime, ¿Por qué crees que me sentiría mal después de ducharnos juntos? Ya te dije que a mí no me importaba realmente- Le miré inquisitivamente. Tenía demasiada curiosidad sobre por qué el creía que luego me sentiría mal. -No haré nada de lo que me arrepienta, no necesito que me protejas.- Aclaré un tanto seria. Me hacía sentir débil, y lo odiaba. Luego di un suspiro y volví a mostrar mi sonrisa. -Ahora sí, aquí viene mi pregunta. ¿Qué te hubiera gustado que respondiera a tu pregunta? Sonreí maliciosamente. Estaba intentando acorralarle lo máximo posible, y sentía que por ese camino iba bien. Llamadle instinto femenino o pálpito, o quizás simple y llanamente lógica, porque ¿Realmente hay alguien a quien no le incomoden este tipo de preguntas?
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Mar Ago 12, 2014 4:25 am

Cuando durante su respuesta dijo que su primera reacción si yo me declarara sería evitar hablar sobre ese tema no pude evitar que me hiciera gracia. Siempre estaba diciendo que era una chica fría y calculadora y de pronto dice que en ese caso intentaría cambiar de tema. Aunque a decir verdad todo el mundo tiene una debilidad y yo estaba casi seguro de que en su casa era la imposibilidad de hablar de sentimientos abiertamente, escondiéndolos debajo de ese orgullo suyo, pero ese comentario hizo que mis sospechas se confirmaran. Por otra parte, no me gusto nada esa insinuación respecto a porque iba a ser yo diferente, aunque ya me temía que me fuera a decir algo así y luego lo hubiera intentando arreglar diciendo tampoco había besado a un desconocido.

Después de responder a mi pregunta me hizo una pregunta, pero según ella esa no era la pregunta en cuestión. Parecía que se había molestado por mi respuesta a su pregunta anterior, así que se lo tenía que aclarar.-Ahora que lo preguntas, la verdad es que no se porque deberías arrepentirte después, supongo que será porque mucha gente se arrepiente de algo después de hacerlo porque no había tenido en cuenta las consecuencias que acarrearía de hacerlo. Pero no te equivoques, yo no he dicho que necesites mi protección, ni insinúo que seas débil. Solo digo que todo el mundo necesita ayuda en algún momento, nadie puede hacer frente a sus problemas solo. Te voy a poner un ejemplo, si cien tíos acorralan a un chaval para pegarle una paliza, por muy fuerte que sea ese chaval necesitaría ayuda para salir airoso de esa situación. En definitiva, no digo que seas una chica débil que necesita protección siempre, pero todo el mundo la necesita alguna vez y yo siempre estaré ahí para ayudarte.- Dije sonriendo dulcemente para tranquilizarla un poco, ya que no había ni una pizca de mentira en mis palabras ya que yo ayudaba a mis seres queridos aunque mi vida estuviera en juego.

Luego me hizo la siguiente pregunta, me pareció una pregunta muy sucia, estaba claro que quería acorralarme lo máximo posible, pero mi mente me salvo de una derrota segura ya que me dio una idea para responder a su pregunta sin decir nada realmente, porque realmente no tenía nada que responder ya que no tenía ni idea de que quería que ella me respondiera. -¿Que me hubiera gustado que respondieras? Pues si te soy sincero, no lo he pensado así que no puedo responderte como tu quisieras, pero como ya me has hecho una pregunta antes que esta no me siento demasiado culpable por no poder responder muy bien.-Dije pensando que me había librado de la pregunta más difícil que podía hacerme. Ahora me tocaba a mi contraatacar y pensaba darle donde más le dolía por intentar arrinconarme. -Me toca a mi. ¿Hay alguna razón especifica de que ocultes tus sentimientos de esa forma o simplemente son tu orgullo y el miedo a que usen esos sentimientos para hacerte daño los que impiden que demuestres lo que piensas realmente?- Pregunte con un poco de miedo, porque estaba casi seguro de que se enfadaría, pero aunque ella no lo creyera, lo estaba haciendo por su bien, ya que con esto hacía que se enfrentara a sus demonios, lo cual es bueno porque después de enfrentarte a ellos te sientes mejor contigo mismo y además aflorar tus sentimientos y pensamientos de vez en cuando no viene mal para relajar el espíritu.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Mar Ago 12, 2014 1:33 pm

Sus respuestas me sentaron como una patada en todo el estómago. La primera porque él tenía razón, y yo en cierto modo no, y la segunda porque ni si quiera había sido una respuesta. No había caido en que había hecho dos preguntas. Qué idiota... Pero si se creía que se había librado tan fácilmente era que no me conocía de verdad. Estaba pensando en mi pregunta cuando él formuló la suya. Otro golpe bajo, empezaba a odiar esa situación. Le miré como lo haría una niña pequeña a la que le acababan de quitar su juguete favorito. ¿Por qué teníamos que hablar sobre mis sentimientos y el por qué hacía o no las cosas? Él parecía haber descubierto ya mi debilidad, y lo odiaba. Irónicamente, la única manera que se me ocurría para no parecer tan débil ante sus ojos era hablar abiertamente de esa debilidad. Diablos.

-Pues... No sé...- Me quedé pensándolo unos segundos. ¿Por qué ocultaba exactamente todo aquello? Enseguida una respuesta me vino a la mente. -Siento que me hace parecer débil, mostrar mis sentimientos es mostrar también una debilidad. Por ejemplo, si admites que quieres a alguien, es como estar admitiendo que esa persona es tu debilidad. Se podría decir que en ese campo soy exactamente como una niña pequeña inocente y desprotegida.- Me mordí el labio inferior, no sabía cómo responder a ese tipo de preguntas, nunca había hablado de eso con alguien. No tenía muy claro si había sabido expresarme corréctamente, pero era la mejor manera que se me ocurría para expresarlo. -Y ahora, no te vas a librar tan fácil.- Cambié mi expresión pensativa y un tanto triste poe otra algo más animada -Quizás no puedas responderme a lo que querías que dijera, pero ¿Qué es lo que NO querías que respondiera en aquello de "Qué harías si me declarase"? Ahora no te he hecho ninguna pregunta antes, así que quiero una buena respuesta- Sonreí maliciosamente. Había preferido especificar bien todo, capaz le veía de responder lo que él no quería que respondiera a aquello de los sentimientos. No iba a dejar que volviera a liarme. Aquella pregunta era otra manera de volver a acorrararle en el mismo sitio, pero de una manera distinta. Si no sabía qué quería, estaba segura de que sí tendría una idea aproximada de qué no quería. E iba a tener que responderme, le gustara o no.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Miér Ago 13, 2014 12:52 am

La verdad era que su respuesta no me había sorprendido en absoluto, básicamente era las respuesta que me esperaba. pero me sentí mal por ella, parecía que le había molestado mi pregunta y habría jurado que estaba un poco triste, maldita sea me empezaba a sentir culpable por haber preguntado eso. ¿Por qué sería tan empático con la gente? Al ser una persona tan amable no podía evitar sentirme mal por los demás y preocuparme por ellos. Pero su pregunta hizo que me olvidara de todo aquello, me había vuelto a preguntar lo mismo pero de otra forma, parecía que realmente quería conocer la respuesta a esa pregunta, aunque lo que ella no sabía era que para mi esta pregunta era más fácil de responder que la anterior, aunque en esencia la pregunta era la misma. Pensaba responder a su pregunta, pero con tanta exactitud que no va a poder adivinar que hubiera respondido en la pregunta anterior.

Antes de responder quería jugar un poco con sus ganas de saber mi respuesta, así que al principio decidí hablar sin decir nada, hablar usas palabras vacías. -¿Que no hubiera querido que respondieras? Espera que piense, es una pregunta difícil la verdad. No se, no se...- Dije para aumentar su impaciencia, pero como pensé que jugar con ella de esa forma no era muy caballeroso ni honorable, de esa forma, decidí responder a su pregunta sin más preámbulos. -Ahora en serio, si te soy sincero lo único que no me hubiera gustado que me respondieras habría sido que me rechazaras. Antes de sacar conclusiones precipitadas déjame que te lo explique, no me habría gustado que me hubieras rechazado, por el simple hecho de que creo que a nadie le gustaría que le rechazaran sin que esa persona le haya pedido salir en un principio. No se si me explico.- Concluí diciendo para que no sacara conclusiones precipitadas.

De repente me acorde de su respuesta a mi pregunta anterior y volví a sentirme mal conmigo mismo, así que quise darle un consejo. -Te entiendo, de verdad que sí. Se mejor que nadie que los sentimientos demuestran debilidad y el poder que tienen cuando alguien los usa para hacerte daño aprovechando esa debilidad.- Dije seriamente mientras levanta su cabeza de mi regazo con cuidado para ponerme de pie. Antes de continuar me puse de espaldas a ella para que no viera mi cara de sufrimiento por los recuerdos dolorosos. -Pero por muy fuerte que seas no puedes ocultarlos para siempre, créeme porque yo lo he intentado más que nadie y es imposible. Si sigues ocultándolos en vez de enfrentarte a ellos para hacerte más fuerte acabaras odiándote más a ti misma que a esos sentimientos. Te preguntaras como se esto, pues te voy a ahorrar una posible pregunta, porque a mi me ha pasado y no te lo recomiendo.- Dije terminando mi consejo, la verdad es que no me apetecía seguir jugando, no por que tuviera miedo de perder, más bien era que no quería hacer que se sintiera mal con otra de mis preguntas, pero obviamente no le iba a decir eso porque se enfadaría. -Te concedo la victoria, no me importa perder, es que no se me ocurre que preguntarte.- Dije de una forma breve mientras me daba la vuelta sonriendo dulcemente y mirándola a los ojos, ya que realmente lo hacía por ella.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Miér Ago 13, 2014 2:11 pm

Esta vez sí parecía dispuesto a responder mi pregunta al cien por cien, y al principio creí que aquello de "que me rechaces" era una broma, pero luego intentó explicarse, y bueno, no es que se hubiera explicado a las milmaravillas, pero podía entenderlo porque a mí tampoco me hubiese gustado que me rechazara directamente, es como decir "Casi ni te conozco y ya sé que jamás podrías gustarte" Eso le duele a cualquiera, da igual de quién venga. ¿No?
Tras aquello me soltó una especie de monólogo. ¿Y qué si quería ocultar ese tipo de cosas? Hasta aquel momento no me había ido mal, es más, segura estaba de que gracias a aquella actitud me había librado de muchas cosas. Por ejemplo, hubiera pasado peor la muerte de mi padre, el emterarme que era adoptada o incluso tener que aguantar al idiota de mi padrasto. Di un suspiro y le sonreí tranquilizadoramente. Entonces dijo algo que me sorprendió. ¿Me concedía la victoria tan fácilmente? El que estaba dispuesto a desnudarse físicamente delante de mí no parecía estar dispuesto a hacerlo "sentimentalmemte". Aunque eso se podría aplicar a mí misma.

Me puse de pie y le miré sonriendo llena de confianza. -No te preocupes por mí-Me di un golpecito en el pecho. -Estaré bien, te lo prometo. Es simplemente mi manera de sobrellevar las cosas. Cada uno tenemos nuestro método, el mío es... Ignorándolo- Sonreí mostrando los dientes, como si nada. A decir verdad, por algún motivo, aquella victoria no me había sabido demasiado bien.

Me dí la vuelta y me volví a sentar en el sofá, con una sonrisa animada, quizás simplemente quisiera animarle un poco, le había notado algo triste. El problema era que yo no tenía idea de cómo animar a las personas. Y encima ya empezaba a sentirme algo cansada. -Veamos... ¿Y ahora qué? Podríamos ducharnos, yo salí a correr y todavía no he podido ducharme, no voy a poder quedarme agusto hasta que me duche. Así que tú decides ¿Por separado o juntitos?- Obviamente diría que por separado, sino no se lo hubiera preguntado. No me apetecía meterme en más lios, había tenido más que de sobra por aquella noche.

Me levanté de un salto del sofa, con una sonrisilla. ¿A quién no le animaba una ducha? Tienes tiempo para lejarte, pensar... Era una de las razones por las que se lo había propuesto, obviando el hecho de que de verdad necesitaba ducharme. -Y bien, ¿Dónde está el baño?-
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Miér Ago 13, 2014 10:30 pm

Su respuesta ante mi advertencia me sorprendió, aunque sería más correcto decir que hizo que me preocupara más. Ella decía que no me preocupara ya que ignorar esos sentimientos era su forma de sentirse mejor. ¿Pero sería realmente así o estaría fingiendo? Además no podía decirme que no me preocupara, porque ya lo había hecho y eso sin contar que me es imposible imaginarme a mi mismo sin estar preocupado por algo, aunque fuera una tontería. Por un momento se me paso por la cabeza preguntarle si me estaba diciendo la verdad o solo fingía para hacerme sentir mejor, incluso llegue a abrir la boca para preguntárselo, pero antes de empezar a articular palabra me callé, porque pensé que aunque ella estuviera fingiendo, yo no lograba nada sabiéndolo, solo preocuparme más por ella.

Después de pensar todo eso aproveche que tenía la boca abierta para decir algo, pero totalmente diferente algo para destensar el ambiente. -Veo que no te dejas proteger tan fácilmente, si sigues así no podré lograr que te enamores de mi.- Dije bromeando entre risas para que ella pensara que estaba mejor aunque no lo estuviera. -Supongo que si, que cada uno tiene sus formas de luchar contra esas cosas, aunque a mi tu forma de hacerlo no me parezca la más adecuada. Pero como dice el refrán, "el que avisa no es traidor", además yo te he ofrecido ayuda y tu la has rechazado, así que luego no vengas llorando suplicando mi ayuda.- Dije sacando la lengua de forma similar a Learith cuando dice algo para meterse conmigo.

Después de todo eso me dijo que le apetecía ducharse y por como me lo dijo parecía que quería que fuéramos por separado, la verdad era que a mi tampoco me apetecía que fuéramos junto, ya había sufrido demasiada tensión para toda la semana. -Por lo que parece no quieres que vayamos juntos, y yo que creía que a ti te apetecía más que ami... Ahora me dejas con las ganas.- Dije regañándola de forma cómica para que se notase que era broma. -Ahora en serio, solo quiero responderte dos cosas. La primera, el baño esta al fondo, atravesando la cocina y segundo... Las damas primero.- Dije mientras estiraba mi brazo con la mano abierta en la dirección en la que estaba el baño, como si yo fuera un caballero que deja pasar a una dama primero.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Jue Ago 14, 2014 12:33 am

Reí ante sus palabras, sabiendo de sobra que él se sentiría aliviado por no tener que meterse conmigo en la ducha.

-Te aseguro que no me verás llorando, ni pidiéndote ayuda- Dije orgullosa, pero con una sonrisa dibujada en los labios.

Después de aquello volvió a hablar, y entre otras cosas me dijo dónde estaba el baño. Yo me acerqué a él, como si tuviera la intención de coquetear -Y si realmente te has quedado con las ganas... No tengo problema en que vengas- Le guiñé un ojo y me dirigí hacia donde Yukito me señaló. Entré al baño y si quiera me molesté en cerrar con pestillo, confiaba en que Yukito no entrara. Me desvestí sin prisas, puse el agua caliente y me metí en la ducha.

Minutos después había terminado de ducharme, me encontraba mucho más relajada y con la cabezan orden finalmente, habiendo asimilado todo lo que había pasado en el día. Pero entonces, justo cuando iba a salir, no sé qué pasó exactamente, pero me resbalé y caí de culo en la bañera, con un estruendo. -Au...- Vale, eso había dolido. Intenté levantarme pero... -Maldición, mi tobillo- ¿Me lo habría torcido? Solo espraba que fuera un simple golpe. Cogí aire y lo solté, después intenté volverme a levantar, pero el codo también me dolía y al intentar apoyar el pie derecho volvía a caer. Golpeé la bañera con rabia, solo se me ocurrían dos soluciones: Llamar a Yukito para que me ayudara o quedarme a dormir en la bañera. "Justo cuando acababa dedecirle aquello de que no le pediría ayuda" pensé, y este pensamiento casi me empuja a tomar la segunda opción, pero veía improbable que Yukito no se precupara y viniera a ver qué pasaba. Volví a coger aire y a soltarlo. -Yukito... Te necesito un momento... ¿Puedes venir un momento.- Solo esperaba que no selo tomara a broma o algo así...

Vale, encima, ahora que caía—Nunca mejor dicho— iba a tener que verme desnuda. De solo pensarlo me puse roja. ¿Se podía ser más torpe que yo en aquel momento? Volví a hacer un último intento de levantarme, nada, de nuevo volví a acabar en el suelo. Maldita sea... Seguro que me recordaría este momento durante mucho, mucho tiempo.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Jue Ago 14, 2014 4:18 am

Cuando me guiñó el ojo después de aquel comentario sobre que si realmente quería ir no habría ninguna objeción por su parte, no pude evitar sonrojarme, menos mal que ella se estaba dirigiendo al baño y no lo vio, porque seguramente se habría metido conmigo. Después de que cerrara la puerta fui al sofá para tumbarme, cerré los ojos y utilicé el ligero ruido que hacía el agua de la ducha para que me ayudara a relajarme. Empecé a pensar en lo que habíamos vivido juntos durante un solo día y me pregunté a mi mismo si lo de este día era un reflejo de como iban a ser los demás días que pasaría con ella y si a este paso acabaría pasando lo que de momento ninguno de los dos esperaba. -Soy idiota, cuando me pongo a pensar no pienso más que en tonterías, es imposible que acabemos así.- Me dije a mi mismo en voz alta mientras sonreía, la verdad era que a veces hasta a mi me sorprendía mi ingenuidad.

De repente hoy que alguien me llamaba, al principio no supe quien era porque estaba absorto en mis estupidos pensamientos, aunque suponía que me había llamado Learith, ya que era la única que estaba conmigo. Supuse que era para algo importante para que me llamará desde el baño, aunque tampoco descartaba que fuera una broma. -Espero que esto no sea una broma para ponerme nervioso y avergonzarme.- Murmuré esperando que no lo fuera, porque en caso de que fuera una broma me iba a enfadar y no me apetecía demasiado enfadarme. Abrí la puerta y entre sin pensarlo dos veces ya que suponía que como me había llamado estaría vestida. Había mucho vapor fruto de la ducha que se había dado con agua caliente, pero en cuanto se disipó lo vi claro, estaba desnuda y estaba avergonzada, normal por otra parte porque estaba desnuda, pero la cosa era que seguramente no lo estaría tanto como yo. Creo que no me había avergonzado así en mi vida, lo único que hice fue caerme al suelo de culo con las mejillas enrojecidas y con la mirada perdida hacía ella. Mi mirada estaba perdida en la dirección en la que se encontraba su cuerpo desnudo, pero eso no significaba que estuviera viendo algo, ya que mi cuerpo era lo más parecido a un cuerpo inerte que podía haber, se podía decir que había sufrido algo parecido a una muerte cerebral.

De repente recupere el sentido común. ¿Que estaba haciendo? Ella me necesitaba, no podía quedarme tirado en el suelo como un muñeco roto, tenía que demostrar que yo también podía ser alguien seguro de si mismo, tenía que ayudarla. Me levante sin decir nada pero no hacía falta porque ahora parecía como si irradiase seguridad, y sin mirar demasiado para que no pensara que era un mirón, cogí una toalla bastante grande y la envolví con ella para tapar su desnudo cuerpo. Acto seguido la agarre por detrás de los hombros con una mano y por detrás de las rodillas con la otra y la levante sin mucho esfuerzo. La saque del baño y cruce toda la casa hasta mi cuarta, para dejarla en mi cama, me imaginaba que estaría más cómoda en la mejor cama de la casa que en el sofá. -Ahora mismo vuelvo.- Dije brevemente sonreía dulcemente, la verdad era que podía echarle en cara que al final si había necesitado mi ayuda pero bromear de su desgracia no me pareció plato de buen gusto. Fui al baño a coger vendajes y la ropa que llevaba puesta antes de ducharse, en ese momento me di cuenta de que a parte de la ropa interior solo llevaba mi camiseta, pero en ese momento no me importaba demasiado, ella me estaba esperando.

Volví a mi cuarto con los vendajes, la ropa la deje a su lado para que se vistiera, pero antes toque sus articulaciones por si se había hecho daño. No era médico pero al ser deportista sabía un poco de esas cosas y por lo que parecía se había hecho daño en el codo y en el tobillo, pero no era nada serio, aun así se los vendé. -No es nada, se te curara con que estés dos días sin hacer ejercicio y sin quitarte los vendajes.- Dije sin apartar la dulce sonrisa de mi cara, Después le acaricié la mano un poco para hacer que se sintiera mejor, aunque como ella estaba desnuda pensé que se sentiría incomoda con mi presencia así que pensé que lo mejor era soltarle las mano e irme de mi propio cuarto. -No quiero molestarte así que me voy al salón a tumbarme en el sofá, si quieres algo no dudes en llamarme.- Dije con mi sonrisa todavía en el rostro y soltando su mano dulcemente. Aunque justo antes de irme me quede unos segundos por si ella me decía que prefería que me quedara.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Jue Ago 14, 2014 1:26 pm

Yukito finalmente llego al baño y, bueno, debí de haber predicho su reacción. Probablemente se pensaría que estaría ya vestida. Sin embargo, al parecer después de la primera impresión ae preparó mentalmente, porque parecía muy seguro de sí mismo. Me cubrió con una toalla y me llevó a su cuarto y me tumbó en la cama. Me sentía como una niña pequeña y débil, allí arropada con la toalla y tumbada en la cama sin poder moverme. Yukito se fue y volvió momentos después con mi ropa y vendajes. Encima me vendaba, ahora sí que tenía mi orgullo bien herido. Dí un suspiro, sentía que seguía roja, no por el hecho de estar desnuda sino por la situación en general. Ni si quiera podía mirarle a la cara. ¿Qué narices me pasaba? Yo, la chica dura y atrevida, estaba tumbada en una cama, sonrojada, tapada con una toalla mientras un chico me vendaba. Por lo menos él me había asegurado que en un par de días se me pasaría, lo cual era un verdadero alivio. Tras aquello dijo de irse, pero cuando se dio la vuelta entré en conflicto conmigo misma. ¿No debería por lo menos agradecerselo? No era mi estilo, pero... Me senté de rodillas en la cama, sujetando la toalla con una mano y con la otra le agarré de la camiseta, como lo haría una niña pequeña.
-Gracias... Por todo- Hablé con la mirada gacha, y sin levantar demasiado la voz, estaba segura de que mi rojo había aumentado todavía más, y que mi apariencia no era ni mucho menos la que solía ser. -No hace falta que te vayas, solo no mires. ¿Vale? Esta vez hablé xon algo más de confianza. Pero... Espera, ¿Por qué le había dicho que se quedara? ¿Para qué? Si por mi hubiera sido en esos momentos estaría dándome de cabezazos contra la pared. Dí un suspiro y me puse la ropa todo lo rápidamente que pude. Ahora solo me quedaba intentar arreglar un poco mi orgullo. De pronto sentía que le debía demasiado, es decir, me estaba quedando en su casa, había hecho la cena para los dos, y ahora encima esto. Mi maldito orgullo no me permitía dejar las cosas como estaban. -Ya puedes mirar. A decir verdad... Te debo una- Comenté intentando parecer lo más "yo" posible. -Así que, si quieres algo a cambio, lo que sea, aquí estoy. Sonreí con confianza, dándome un golpecito en el pecho. -Podrías caerte ahora tú también y así estaríamos iguales- Bromeé sacándole la lengua. Ahora sí volvía a ser yo misma. Creo que me había golpeado la cabeza y andaba todavía aturdida, o algo por el estilo. -La otra opción es que pases tú otra noche en mi casa- le guiñé un ojo y me llevé el pelo mojado hacia atrás.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Jue Ago 14, 2014 8:13 pm

Justo cuando estaba apunto de cruzar la puerta para irme de mi habitación Learith me dio las gracias, aunque casi no la oí ya que me lo dijo muy bajito, incluso pensé que lo había dicho con la intención de que no lo oyera. Cuando ella dijo eso no pude evitar darme la vuelta mientras sonreía de forma paternal y vi que estaba sonrojada y con la mirada gacha, antes esa imagen solo pude sentir ternura hacía ella. "Será idiota, me da las gracias como si le hubiera salvado la vida" pensé ya que no creía que no era merecedor de un gracias así. Otra cosa que me sorprendió es que me dijera que podía quedarme mientras no mirase, así que me di la vuelta para que se vistiera tranquila. En cuanto se vistió me avisó de que podía darme la vuelta y me dijo que a cambio de mi ayuda podía pedirle cualquier cosa a cambio, eso me pareció uno de los comentarios más estúpidos que había oído en toda mi vida. Y su forma de darse en el pecho para fingir que no se había sentido avergonzada me pareció una forma de fingir bastante mala.

Me acerque a ella lentamente y pegué mi frente a la suya con sumo cuidado, haciendo que nuestro ojos estuvieran muy cerca. -No seas tonta, no quiero nada a cambio de esto. Lo he hecho porque yo he querido, sería feo que te pidiera algo a cambio. ¿O es que acaso no recuerdas lo que dije? Dije que te protegería pasara lo que pasara y aunque tu me dijeras que no lo necesitabas, yo no recuerdo haberme retractado de mis palabras. Espero que lo hayas comprendido. Y por cierto, no hace falta que finjas, se que lo has pasado mal y te has sentido avergonzada.- Dije con ternura mientras miraba directamente a sus ojos, que desde esa distancia tan corta parecían inmensamente grandes. Acto seguido me separe de ella e hice una referencia en forma de disculpa. -No tienes porque darme las gracias soy yo el que tiene que pedir disculpas. Siento haberte visto desnuda.- Dije con tono de verdadero arrepentimiento.

Mientras pedía perdón pensaba, me preguntaba porque había bromeado de esa forma con lo de darme algo a cambio. ¿Que me cayera yo también para estar iguales? La verdad era que no me apetecía mucho ese plan, aunque me sorprendió más que me invitara a su casa porque no sabía si lo estaba diciendo enserio o no. Deje de esta en aquella posición para pedir perdón y me puse recto para poder hablar mejor. -No hace falta que me invites, enserio, no quisiera molestar. Además dudo que a tu señora madre le hiciera mucha gracia que fuera a tu casa. Aunque esa idea me parece mejor que la de caerme para estar en igualdad de condiciones.- Dije sonriendo mientras la miraba. -Creo que ahora me toca a mi ir a la ducha. Pero tienes que prometerme que mientras no este aquí no te moverás, no me gustaría que tus lesiones empeorasen.- Dije preocupado de verdad. -Aunque si quieres me quedo aquí y sigo cuidando de ti.- Bromeé para que ella pensara que lo que había dicho antes de esto también fuera una broma.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Vie Ago 15, 2014 8:31 pm

Pegó su frente a la mía, quedándose cerca de mí, demasiado cerca, uve que esforzarme por tranquilozarme A decir verdad no estaba acostumbrada a acercarme tanto a la gente, aunque deberí de estarlo con él ¿No? Probablemente era el chico con el que más acercamiento había tenido hasta ahora. Cuando terminó de hablar y se separó un poco de mí me sentí terriblemente relajada, pero no se lo hice ver. Aquella situación del baño seguía demasiad reciente. "Venga, Lea, reacciona. ¿Qué narices te pasa hoy?" me regañaba a mí misma una y otra vez, aqurlla noche estaba demostrando una debilidad que ni si quiera yo sabía, siempre me había tomado por una chica fuerte y segura.

-Bueno, hay que discutir todo eso. Si no te doy algo a cambio de todo esto, me setiré e deuda, y ni tú ni yo queremos eso. Además ¿Por qué e disculpas? Fui yo quien te llamó- Notesé que me ahorre la parte de "Te llame parapedirte ayuda" -Para que luego te molestes porque te digo que eres estúpido, pero con estas cosas me lo demuestras- Le saqué la lengua burlona. Y era cierto, más o menos, es decir... Le llamo pidiendo ayuda, y él básicamente se estaba disculpando por haber acudido a la llamada. ¿Qué clase de lógica era esa? Después de aquello Yukito dijo que se iría a duchar, añadiendo luego que podría quedarse a cuidar de mí. Yo sonreí de medio lado, algo burlona.

-Si de verdad quieres que mis lesiones no empeoren, no te quedará de tra que vigilarme día y noche hasta que se me curen del todo. Así que no te pienso prometer nada- Me tumbé en la cama apoyando la cabeza en mis manos -Y, casi prefiero que ahora vayas a ducharte, ya que dormiré contigo preferiría que olieras bien- Volví a sacarle la lengua. En verdad no recordaba que hubieramos quedado en ningún momento en dormir juntos, pero sospechaba que su reacción ante mis palabras me divertiría. -Venga, puedes ir en paz, yo me quedaré aquí tumbada, aburrida. No saldré corriendo hacia ningún lado- Hablé con un tonobun tanto tristón, y sin embargo en mis labios se podía llegar a adivinar una sonrisa.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Sáb Ago 16, 2014 3:12 am

Me hizo gracia que me dijera que íbamos a tener que discutir sobre lo de sentirse en deuda y no se le ocurre otra cosa que decirme que si no le pido algo se va sentir en deuda. "¿A mi que me importa que te sientas endeudada?" pregunte en mi mente, ya que no no me interesaba lo más mínimo lo que me tuviera que decir lo que tuviera que decirme respecto a eso, porque no le pensaba pedir nada de todos modos. Además me volvió a llamar estúpido, lo cual hizo aumentar mis ganas de no pedirle nada ya que ahora no solo lo hacía por mi, porque como persona caballerosa que soy no me sentía cómodo pidiéndole algo a cambio, ahora también lo hacía para molestarla a ella. Learith sería muy ingenua si creía que le iba a pedir algo a cambio y no pensaba molestarme en ocultarlo.

-Pues yo creo que vamos a discutir, porque como me has llamado estúpido ahora ya no voy a pedirte nada a cambio.-Dije seriamente como si estuviera enfadado, aunque justo después mi expresión cambio a a ser dulce otra vez. -Además préstame atención porque ya te lo he dicho y solo te lo volveré a repetir una vez. Te he ayudado porque he querido y punto, así que no seas boba y no te sientas endeudada.-Dije sin cambiar mi expresión de dulzura ni por un momento. Lo último que me dijo fue lo que más me sorprendió. ¿A que se refería con que iba a dormir con ella? No sabía si estaba de broma o hablaba enserio, eso era lo que más me inquietaba de ella, no saber en lo que piensa. Aun así mi forma de actuar fue moverme hacía atrás hasta encontrarme con una pared y pegar mi espalda contra ella con la cara roja.

-¿Yo... yo dormir contigo?- Pregunte balbuceando, luego me imagine que seguramente sería una broma, así que tragué saliva, respiré hondo y agité mi cabeza hacía los dos lados para tranquilizarme. -Espera, ya entiendo. Era un broma, me has pillado por sorpresa pero sera la última vez. Que sepas, que voy a ducharme pero no porque me lo has pedido tu. Mientras me ducho reflexiona sobre como te he salvado.-Dije haciéndome el indignado de broma mientras salía de la habitación para ir a ducharme. Me duché sin ningún contratiempo, de esta forma volví a mi habitación al cabo de quince minutos con la esperanza de que ella realmente no se hubiera movido. Yo estaba igual que cuando me había ido, solo que con el pelo mojado y una toalla en el cuello. -¿La reina ha echado de menos a su rey en su ausencia?- Pregunte con tono burlesco para devolverle lo que me había dicho sobre dormir juntos, mientras me secaba el pelo con la toalla que tenía en el cuello.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Lun Ago 18, 2014 5:32 pm

Miré a Yukito alzando una ceja ¿Qué mas le daba que le hiciera un favor? Ya encontraría la forma de devolvérsela, y de paso, tomar "venganza" por su negativa a hacer lo que le había pedido. Se podría decir que era un "me lo debes por hacer que te deba algo". Quizás para otra persona no tuviera sentido, pero mi orgullo me pedía a gritos una recompensación. Y una idea no tardó en acudir a mi mente cuando vi la reacción de Yukito ante aquello de "dormir juntos". Parecía que la idea le incomodaba, así que haría que la broma dejara de ser eso, una broma.

Pasé el cuarto de hora que Yukito tardó en volver pensando en "mi plan". Aunque en verdad no había plan, simplemente me imaginé diferentes reacciones que Yukito pudiera tener. Cuando por fin volvió yo ya estaba segurísima de que mi idea era perfecta, y estaba totalmente segura de mí misma.

-¿Así que ahora somos reyes?- Pregunté, gateando por la cama hasta llegar a la parte más cercana a la puerta. Allí cogí a Yukito del brazo y tiré de él hacia la cama haciendo que se quedara sentado en ésta, me puse detrás de él, rodeándole el cuelo con los brazos y acercando mi nariz a su cuello para olerle.

-A esto le llamo yo oler bien. Así si podemos dormir juntos, aunque antes te lo tomaras como una simple broma yo lo estaba diciendo muy enserio.- Sonreía de una manera casi maliciosa. -Me pregunto...¿Sabrá igual de bien como huele?- Le miré a los ojos con la picardía y la burla dibujado en ellos, y le dí un suave mordisco, tal y como él había hecho poco después de llegar a su casa. -Pues no está nada mal- Terminé por decir sin soltarle. No pretendía volver a empezar un reto absurdo, y esperaba que Yukito no se lo tomara como tal porque en verdad empezaba a tener sueño y no quería tardar demasiado en ir a dormir, eso sí, iría a dormir con él.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Sáb Ago 23, 2014 2:33 am

Learith empezó a gatear por la cama para acercarse a mi y me tiró a la cama, yo me estaba preguntando en que estaría pensando ella para hacer eso, podía ser que lo estuviera haciendo para ponerme nervioso y así vengarse de la derrota que había sufrido antes. Yo esperaba con todo mi corazón que no fuera eso, ya que no me quedaba la suficiente fuerza de voluntad como para no sonrojarme en otra ronda de pruebas para ponernos nerviosos. En cuanto ella empezó a olerme mientras decía lo bien que olía, lo vi claro, estaba seguro de que quería ponerme nervioso. Mi cuerpo se paralizó y no pude reaccionar, estaba demasiado nervioso como para poder hacer algo, pero cuando me mordió conseguí reaccionar por instinto. Me solté y alejé de ella mientras me levantaba de la cama y ponía mis brazo entre ella y yo para protegerme, aunque realmente no sirviera para nada, porque si ella se acercara a mi no podría reaccionar, pero al menos así conseguía engañarme a mi mismo creyendo que estaba seguro.

-Espera, espera, espera, espera, para un momento. No hace falta que finjas que quieres dormir contigo y menos de una forma tan... erótica.-Dije girando mi cabeza a un lado para que no viera que me había sonrojado al decir esa palabra. Se que estas intentando poner nervioso, seguramente porque te sientes mal porque te he derrotado antes. Pues te concedo la victoria por hoy y ahora que ya has ganado vamos a dormir. Ya que tu estas en mi cama, te dejare dormir aquí, yo iré al cuarto de invitados.- Seguí diciendo sonriendo dulcemente, esperando que ella se riera para así darme cuenta de que realmente era por venganza y no porque quisiera dormir conmigo. Pero no quería quedarme ahí por si ella quería ponerme más nervioso, así que me gire con la intención de dirigirme a la salida para huir de aquel lugar, sabiendo que mientras me iba ella se iba a empezar a reír de mi por ponerme nervioso.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Sáb Ago 23, 2014 11:49 am

Vaya, se lo había tomado de una manera totalmente equivocada. No quería recibir una victoria, o hacer menos amarga la derrota (aunque admito que el hecho de que me diera la victoria no me disgustó en absoluto) Yo en verdad quería dormir con él, y lo iba a hacer, le gustase a él o no. Mis motivos no eran en absoluto románticos o algo así, nada más lejos de la realidad, solo quería molestarle un poco como "recompensa" por haberme ayudado y no dejarme devolver el favor. En ocasiones tengo una mente un tanto retorcida, lo sé, pero cuando seme mete una idea en la cabeza no sale fácilmente. Así que, me aguanté la rida ante aquello de "una manera erótica" y, cuando se giró para irse, le cogí del brazo y le volví a tirar a la cama, sujetándole por los hombros para que no se marchara.

-No pienso dejarte ir tan fácilmente, en verdad quiero que te quedes- De nuevo volví a susurrarle en el oido, pero esta vez de una manera más inocente e infantil. Si la "erótica" no servía, habría que cambiar de táctica, así que saqué mi lado más infantil e indefenso (si es que yo tenía de eso) y volví a atacar. -Por favor... No estoy acostumbrada a dormir sola, desde muy pequeña mi hermano ha estado metiéndose en mi cama, y ahora me cuesta dormir sola- Cualquiera que me escuchase se lo tragaba, segura estaba, pero con Yukito no lo tenía tan seguro. Él ya sabía lo orgullosa que soy, y no sabía si se podría llegar a creer esa supuesta faceta. Aunque no había mentido del todo, en verdad mi hermano tenía la mala costumbre de meterse conmigo en la cama, pero no lo hacía siempre, y a mí no me hacía especial ilusión que lo hiciera. Mi cama no es especialmente grande, por lo que es incómoda para dos personas. -Venga ¿En serio vas a perder la oportunidad?- Le di un inocente beso en la mejilla y acto seguido le dediqué una pequeña sonrisa. -Prometo no hacer nada erótico durante todo el resto de la noche- Hablé seria, con la mano en el corazón, de una manera un tanto cómica. -Entonces, duermes conmigo. Y no es una pregunta- Preguntar nunca es bueno, siempre es mejor afirmar. Sin esperar a que él me respondiera le tumbé en la cama empujándole por los hombros. -Y no tardemos en dormir ¡Que tengo sueño! - Le solté y le miré inocéntemente, con una sonrisa en los labios.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Dom Ago 24, 2014 6:35 am

No me esperaba en absoluto su reacción de tirarme a la cama otra vez y aun menos que me dijera que quería que me quedara. Luego vi que estaba bromeando ya que me dijo haciéndose la víctima que ella no estaba acostumbrada a dormir sola. ¿En serio se creía que yo era tan tonto como para tragarme que ella era una chica indefensa? Además cuando me beso llegue a enfadarme un poco pero sin que se notara, ya que parecía que estaba jugando conmigo y recordé como las dos únicas chicas que fueron importantes den en mi vida, sin contar a mi madre, me utilizaron. Pero cuando me prometió que no intentaría nada más me tranquilicé, no porque me hubiese creído su promesa sino porque después de pensarlo un poco me di cuenta de que Learith no era como esas dos. "Tranquilízate, ella no tiene la culpa" me dije a mi mismo para tranquilizarme.

Al final conseguí tranquilizarme para cuando termino de hablar, dándome la oportunidad de responder a lo que me había dicho, así que suspiré. -Si no hay más remedio... tendremos que dormir juntos si así lo desea su alteza real.- Dije haciendo como que me había tragado sus historia de niña adorable e indefensa. -Pero no vayas exigiéndome cosas como si fueras la dueña de la casa.- Dije haciéndome el molesto mientras golpeaba su nariz con mi dedo para responder a su comentario de que no tardara. Todo lo que había dicho lo decía de verdad, ya no estaba enfadado, ya que lo de antes había sido un enfado momentaneo y estúpido y de hecho empecé a sentirme culpable por haberme enfadado, aunque al menos no se lo había mostrado a ella diciendo alguna estupidez.

Después de decir eso me levante de la cama dirigirme a la puerta de mi habitación. -Antes de que digas nada, no te preocupes solo voy a por una botella de agua por si nos entra sed luego, ahora vuelo.- Dije sonriendo, aunque ella no podía verme porque no me gire para decírselo. Dicho esto, fui a la cocina y cogí una gran botella de agua de la nevera para llevármela a la habitación. Cuando volví a mi habitación bebí un par de tragos y luego le di la botella a ella por si quería un poco. Acto seguido me metí en la cama esperando a que ella también lo hiciera para apagar la luz, ya que se podía llegar al interruptor desde la cama. "Veamos que se le habrá ocurrido esta vez para ponerme nervioso" me decía a mi mismo con miedo porque no sabía lo que haría ella después de apagar la luz. -Al final has conseguido lo que querías, dormir conmigo. Espero que estés feliz por ello.- Dije bromeando para no pensar en lo que haría ella cuando apagase la luz.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Dom Ago 24, 2014 3:23 pm

Por fin Yukito se dio por vencido y aceptó dormir conmigo, ahora sí que podía decir que estaba satisfecha. A decir verdad aquella promesa no me afectaba en absoluto, no tenía pensado hacer nada "erótico" o algo así, mi plan iba por otro rumbo muy distinto, así que le iba a servir más bien de poco. Cuando me dijo que no andara exigiendo asentí con la cabeza animádamente, pareciéndome a una niña pequeña que se hacía la buena para que no la quitasen el juguete que acababan de darle, aunque con esto no digo en absoluto que Yukito fuese mi juguete, por supuesto. -Prometo intentar no exigirte más cosas, a menos que sea totalmente indispensable- Hablé con la mano en el corazón y una sonrisa traviesa, remarcando la palabra "intentar". Después se levanto y se fue, no sin antes asegurarme que volvería ya que iba solo a por una botella de agua. En verdad no dudé en ningún que fuese a volver, confiaba en que si me había dicho que cedería a mi capricho, lo fuera a hacer. ¿No me estaba ya relajando mucho con él? Es decir, estaba ahí, en su cama, confiando en él, y le conocía de aquel mismo día. ¿Estaba eso bien? Aunque, a decir verdad, me encontraba bastante agusto con él.

Volvió a la habitación con el agua, bebió y me dio la botella, yo también bebí un poco y luego la dejé al lado de la cama, a continuación me metí en la cama y apagué la luz.

-Obvio que estoy contenta. Aunque vete acostumbrando, es rara la vez que no consigo lo que quiero- Si en aquel momento él hubiera podido ver mi sonrisa probablemente hubiera adivinado que tenía algo en mente. Y no era nada raro, era algo tan simple y sencillo que ¿Por qué no iba a funcionar? A veces mientras más sencillo es algo, mejor es el resultado, y no perdía nada por probar. Lo que hice, sin más, fue abrazarme a él por la espalda, como si fuera una novia durmiendo con su queridísimo novio, y tenía pensamientos de dormir así, aunque nunca lo haya admitido en voz alta, dormía con un osito de peluche que me regaló mi padre de pequeña, así que estaba acostumbrada a dormir abrazada a algo por las noches.

Después de aquel ajetreado, extraño, y divertido día (Aunque más que el día, lo interesante había sido la noche) estaba reventada, más de lo que yo misma imaginaba, y por ende, apenas unos minutos después de apagar la luz y a pesar de estar en una cama ajena, me quedé profundamente dormida.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Lun Ago 25, 2014 1:49 am

Mientras esperaba a que ella apagase la luz yo pensaba en su comentario sobre que no iba a exigirme nada más. No sabía hasta que punto creerme ese comentario, de hecho no me fiaba nada de ella, sabía que iba a hacer algo después de apagar la luz y cuando la apagó me di cuenta de que tenía razón. poco después de que apagara la luz ella se tumbó a mi lado y me abrazó. La verdad era que me esperaba algo, pero algo más "fuerte" no tenía nada en mente pero me me imaginaba que ella tenía algo en mente para ponerme nervioso. Si esa era su intención no lo consiguió, ya que la verdad es que estaba muy cómodo así y aunque notaba su respiración detrás de mi solo podía sonreír por el simple hecho de que ella estaba contenta con esto y con que eso fuera verdad a mi me bastaba mientras no me incomodara a la hora de dormir.

Cuando fui a abrir la boca para contestar a lo de que esta contenta me di cuenta de que ya se había dormido, así que suspire. -Espero que haya sido verdad lo último que has dicho., porque yo también me lo he pasado bien.-Susurré para no despertarla mientras sonreía dulcemente. Después de ese comentario intente dormir, pero no pude, tenía demasiadas cosas en la cabeza, para empezar volví a pensar en mi pésimo pasado y por otro lado también estaba pensando en todo lo que había vivido con Learith a lo largo de la noche, ya que era algo inaudito para mi. "¿Porque tengo que pensar en todo y preocuparme por todo siempre? Ojala pudiera estar tranquilo por un segundo y no pensar en esas cosas" Pensé odiándome a mi mismo por no poder evitar pensar en eso.

Pasó un largo tiempo hasta que conseguí quedarme dormido por puro cansancio, no se cuanto tiempo tardé exactamente ya que no mire la hora pero podría jurar que como mínimo tarde una hora en quedarme dormido. En ese tiempo intente no moverme mucho para no molestar ni despertar a Learith, ella me estaba abrazando por la espalda así que no podía ver su cara, pero seguro que tenía una cara muy adorable cuando dormía, dejando al descubierto su lado más vulnerable, en ese momento habría pagado cualquier cosas para ver esa cara, pero no podía moverme mucho así que no pude. Estaba tan cansado que cuando conseguí dormirme no soñé nada, o al menos que yo recuerde, además no me hacía falta soñar después de las aventuras que había compartido junto a Learith ese día.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Lun Ago 25, 2014 2:44 pm

Me desperté lentamente, sin tener mucha idea de donde estaba, miré a mi alrededor, y unos segundos después me vino todo a la mente, seguía abrazada a Yukito, y el estaba dándome la espalda. Escuché arañazos en una puerta, y entonces recordé que Ikki, el perro de mi padrastro, estaba allí conmigo. Miré la hora en el móvil eran todavía las 5am. "Quizás debería ir a ver al perro..." Pensé, aunque no quería levantarme de la cama. Di un suspiro , resignándome, pues el sonido no cesaba y terminaría por espertar a Yukito. Le solté con cuidado para no despertarle y me levanté de la cama, dirigiéndome hacia el cuarto donde había dejado al labrador, cogeando levemente por el golpe en la ducha. Abrí la puerta y el perro parecía todavia algo cansado "Debería sacarlo un momento, o dejará un regalito a Yukito" Pensé, no me apetecía nada, pero no me quedaría de otra. Puse la correa al perro y salí un momento a la calle, dejando la puerta abierta. En unos 10 minutos pude volver a estar, y volví a dejar al perro donde estaba, el cual se volvió a tumbar para dormir. Volví al cuarto de Yukito, y vaya, ahora que me fijaba, estaba bastante mono dormido. Sonreí maliciosamente para mí misma y cogí mi móvil, quité el sonido de la cámara y le eché una foto. "Algún día la veras, Yuki" Pensé acortando su nombre inconscientemente. Dejé el móvil de nuevo sobre la mesilla y me metí a la cama para intentar dormir un par de horas más, esta vez sin abrazarle. Desgraciadamente, no paraba de pensar en todo lo que había pasado el día anterior, a veces lo veía como una auténtica locura, otras como un chiste, y otras si quiera sabía como lo veía. "Rayos, ¿Pero qué me pasa? Le besé nada más conocerle, y luego duermo con él, ¡Abrazándole! ¿En qué pensaba anoche? Incluso me ha visto desnuda" Solo de recordarlo un leve color rojo apareció en mi cara, y mi cabeza no dejaba de darle vueltas a todo. ¿Cómo había llegado aquello? Me sentía demasiado agusto con él, eso era raro en mí. Me quedé boca arriba en la cama, con una pierna encogida y la otra estirada. -Me haces pensar demasiado, Yukito- Susurré en voz baja, dando un leve suspiro. En verdad tenía ganas de volver a dormir abrazada a él, se estaba más cómoda, pero si por la mañana despertaba antes, quizás se esperaría a que yo despertase para no levantarme, o algo así. "Venga, Lea, deja de pensar y duérmete. ¡Que ni ha sido tan raro!" Cerré los ojos y me tumbé de lado. Conseguí volver a dormirme, y sin abrazarle, o eso creía yo, porque al final, miemtras dormía, terminé por abrazarme a él, jugando con la tela de su camisa, acariciándola con mis dedos.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Lun Ago 25, 2014 11:38 pm

Después de un largo sueño acabe por despertarme, como todavía estaba medio dormido no me acordaba de nada de lo que paso ayer y ni siquiera notaba que ella estaba pegaba a mi espalda, hasta que me gire y me encontré con su cara dormida enfrente de la mía. Estuve a punto de gritar, pero un instante antes de hacerlo me tapé la boca para evitarlo, "eso ha estado cerca" pensé ya que había estado punto de despertarla. De repente me vino todo a la cabeza, todo lo que habíamos vivido juntos en muy poco tiempo. Al fin logre ver su cara dormida y tal como esperaba era muy adorable cuando no estaba intentando hacerse la dura, aunque eso solo fuera mientras dormía. Antes esa cara solo pude soltar una ligera y casi imperceptible risa y para acabar con una dulce sonrisa.

Después de quedarme un pequeño rato mirándola me levante y salí de la cama con sumo cuidado para no despertarla. De repente me acordé de mirar la hora, era bastante tarde pero tampoco demasiado, eran las 10:00am, eso explicaba que me encontrara tan descansado a pesar de que me había costado quedarme dormido. Hacía bastante calor para la hora que era, parecía que ese día iba a ser tan caluroso como el anterior, así que fui al baño y me moje el pelo con agua fría ara refrescarme un poco y sacar el calor de mi cuerpo y así sentirme mucho mejor. ¿Pero que debía hacer ahora? No sabía si despertarla o no y en caso de no despertarla que hacer hasta que ella se despertara, ya que no podría hacer mucho ruido.

En cuanto lo pensé un poco lo vi claro, tenía que despertarla, porque aunque yo no tuviera prisa por que se fuera seguro que ella quería irse a casa, además su madre seguro que estaba preocupada por ella. Volví a mi habitación y la moví dulcemente, ya que no quería despertarla bruscamente. -Despierta bella durmiente. Vamos arriba.- Dije dulcemente para que no se sobresaltara al despertarse. -Es hora de ponerse en marcha que son las 10 de la mañana. ¿Vas a estar ahí todo el día o tengo que darte un beso para que te levantes igual que a los niños pequeños?- Dije bromeando para que se levantara y no se quedara en mi cama para siempre.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Mar Ago 26, 2014 1:58 pm

Empecé a oir una voz pidiéndome que me despertara. Abrí lentamente los ojos, escuchando a la voz decirme si necesitaba un beso para despertarme. Sonreí ante la broma, sin estar todavia del todo despierta. -Pues no estaría mal eso del beso- Me estiré en la cama y bostecé. Cabe decir que mis despertares no son muy buenos, no, no es que me levante de mal humor, es que me levanto algo embobada, y me cuesta bastante volver a ser persona. Me incliné un poco hasta quedarme sentada, sentándome en forma de indio olvidando que solo llevaba una camiseta puesta. Me froté los ojos y bostecé. Seguramente parecería una niña pequeña recien levantada.
-¿Qué hora es?- Susurré, mirando el reloj con los ojos aun entrecerrados. Eran las 10am... -Sí, debería irme ya- Murmuré dando otro bostezo. -¿Donde dejé mi ropa?- Me levanté de la cama y me volví a estirar alzando los brazos, haciendo que la camiseta se me levantara levemente. -Por cierto, ahora quiero mi beso- Bromeé poniendo morritos, empezaba a sentirme algo más despejada. -Ah, estaba en el cuarto de invitados, creo- dije refiriéndome a la ropa. -Voy a cambiarme... ¿O prefieres que me quedé así?- Bromeé saliendo del cuarto dde Yukito y dirigiéndome hacia donde estaba mi ropa. Me cambié en un abrir y cerrar de ojos y fui un momento al baño para lavarme la cara y despejarme un poco. Volví con Yukito, ya algo más en mí. -Bueno, entonces, supongo que tengo que ir yéndome. Aunque, vendré a visitarte pronto, es muy divertido estar contigo. Aunque vendré sin perro, tuve que sacarle a las 5 de la maña- Me llevé una mano a la nuca, yo y las despedidas, se me daban horriblemente mal. -¿Te despides de mí con un beso en los labios o en la mejilla?- Guiñé un ojo, al tiempo que me acercaba a él. -Aunque creo recordar que me debes uno en los labios, si no me equivoco- Sonreí traviesa, estando ya justo frente a él.
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Miér Ago 27, 2014 2:51 pm

La respuesta que medio cuando le hablé sobre el beso no me pillo para nada por sorpresa, es mas, me esperaba esa misma respuesta, cada vez la conocía mejor y a ella se le iba a hacer muy difícil pillarme por sorpresa otra vez, a partir de ese día las cosas iban a ser muy distintas. Después dijo que se tenía que ir ya y luego se estiró levantando su camiseta, o mejor dicho mi camiseta, ahí me di cuenta que solo llevaba eso puesto por encima de la ropa interior. Mientras, yo me preguntaba sí ella se había dado cuenta y lo hacía con intención de ponerme nervioso o si no se había enterado ya que estaba medio dormida todavía, era bastante divertido verla así, hasta que me pregunte broma si prefería que ella se quedara así vestida o si prefería que se vistiera y se fue de la habitación sin esperar mi respuesta y sin ver que me había sonrojado.

-Tonta, si tanta prisa tienes por irte porque me preguntas nada.- Dije girando mi cabeza hacía un lado, afortunadamente como ya no estaba en la habitación no me había oído, o eso creía yo al menos. Me hizo ilusión que me dijera que volvería, porque para empezar me habría gustado que no se fuera, pero era lógico que se marchara, así que no puse ninguna objeción. -¿En serio? ¿Como de pronto? Que las palabras se las lleva el viento. Pero no hace falta que vuelvas, yo no te lo he pedido.- Dije haciéndome el duro aunque seguramente se me notaría a kilómetros que lo último que había dicho era mentira. -Y olvídate del beso, si realmente lo quieres tendrás que cumplir lo que has dicho y volver, cuando vuelvas te lo daré.- Dije suavemente mientras mis mejillas se sonrojaban y apartaba mi mirada de su rostro.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Miér Ago 27, 2014 10:31 pm

A mi parecer, y a pesar del "Yo no te lo he pedido" de Yukito, no le desagradaba la idea, y él mismo me lo confirmó en el momento en que me dijo que tendría el beso cuando volviera. Pues, en cierto modo, me lo acababa de pedir ¿No? Y además, se había puesto rojo. Me sorprendió un poco, y a decir verdad no supe muy bien cómo tomarmelo. ¿Acaso estaba pensando en besarme de verdad? Solo por aquel pensamiento noté que mis mejillas enrojecían levemente, y tuve que agachar un poco la cabeza. ¿Por qué narices me ponía roja ahora? No tenía sentido ¿No? En fin, solo se me pasaba una idea por la cabeza para saber la verdad en ese mismo momento, sin tener que esperar a cuando volviera, que en verdad sí tenía pensado hacerlo pronto.

-No quieres que vuelva, pero me cambias el beso a cambio de que lo haga... ¿Soy yo o te llevas la contraria a ti mismo? ¿En qué quedamos?- Me crucé de brazos, como si esperase una repuesta. -Aunque no hace falta que me lo digas, s3 muy birn que en cuanto me vaya me echarás de menos. No te preocupes, volveré muy pronto, quizás esta tarde, o mañana, quizás pasado... Atento a tu timbre, porque el amor puede llamar a tu puerta en cualquier momento- Sonreí enseñando los dientes. Obviamente, con amor me refería a mí misma. -Y ahora, mientras antes me vaya, anten tendré ese beso... Así que- Salí prácticamente corriendo del cuarto, cogiendo todas mis cosas, cogí la correa del perro y al perro, y salí de la casa. En apenas un minuto ya estaba llamando de nuevo al timbre. Cuando habían pasado unos minutos, comencé a hablar.
-Buenos días, soy el amor llamando a tu puerta, y y he vuelto, así que quiero ese beso- Más que hablando estaba gritando, para que él me pudiera escuchar bien. El que también pareció escucharme bien fue su vecino, porque se me quedó mirando un poco raro. Aunque beh, ¿Qué más daba? Por otro lado, seguro que se estaba pensando que era la novia de Yukito o algo así. Bueno, ¿Qué podría pasar? Ya lo arreglaría si hacía falta. Por otro lado, la cara con la que me miraba era bastante graciosa...
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Yukito Yue el Jue Ago 28, 2014 4:06 am

Cuando Learith me dijo que me llevaba la contraria a mi mismo vi que me dejo en una encrucijada, pero gracias a mi ingenio encontré una respuesta adecuada. Justo en el momento que iba a responder me dijo que ya sabía que la iba a echar de menos y que no me preocupara porque el amor llamaría a mi puerta pronto. Aquello me puso muy nervioso y me provoco muchas dudad. ¿A que a mor se refería? ¿Quizás se estaba enamorando de mi o lo decía porque creía que yo me estaba enamorando de ella? Sea como fuere no me dio tiempo a articular ninguna palabra y por lo tanto a responder a nada de lo que había dicho, porque cuando termino de hablar cogió a su perro y se largo corriendo. Por la velocidad a la que corría parecía que estaba huyendo y eso me hizo pensar en la posibilidad de que no volviera, quizás le había molestado alguno de mis últimos comentarios, aunque algo me decía que iba a volver a verla dentro de poco.

En cuanto hoy el timbre no me lo podía creer, no podía ser ella no había tardado ni cincos minutos en volver, pero cuando empezó a hablar vi que claramente era ella, me imaginaba que iba a verla pronto pero no tanto, aunque me engañaría a mi mismo si dijera que no quería verla otra vez. Me acerque a la puerta y la abrí lo justo como para asomar la mitad de mi cara. -Vaya... Si es la chica más guapa del lugar. ¿Que quiere de mi alguien como tu?- Pregunté haciendo como que no la conocía de nada. -Ahora en serio, no te esperaba tan pronto, no es que me moleste simplemente me ha sorprendido, has tardado tan poco que ni siquiera podría decirse que te has marchado y eso me lleva a hacerte dos preguntas?- Dije aunque luego no pronunciara las preguntas directamente, porque no sabía si formular las preguntas o no, me sentía estúpido por haber dicho que tenía preguntas porque si no se las decía ahora ella me las sonsacaría tarde o temprano.

Después de pensarlo un poco me sentí aun más estúpido por dudar en hacer las preguntas, porque si no las decía yo ella me iba a obligar a hacerlo así que le eché valor. -Siento la espera, ahí van las preguntas. ¿Has venido tan rápido porque realmente querías el beso? ¿Y a que viene eso del amor que llega a mi puerta? ¿Te estas empezando a enamorar de mi? Piensa bien en tus respuestas, porque de tus respuestas depende que te deje entrar o no.- Dije haciéndome el duro para intentar quitar importancia a las preguntas, además aunque no me respondiera también la dejaría pasar.
avatar
Yukito Yue
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 121
Monedas Monedas : 3001

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Learith Salvatore el Jue Ago 28, 2014 12:20 pm

Yukito abrió la puerta, haciéndome un poco la pelota, pero después me dijo que tenía dos preguntas... No tenía muy claro si me iban a gustar esas preguntas. Y más cuando se quedó callado. Por un momento pensé que no me preguntaría nada, y yo no me iba a quedar con la curiosidad, a pesar de que no tenía muchas ganas de que preguntara. Al final, sin tener que decirle nada, me hizo las preguntas. Tal y como sospechaba no me gustaban nada... Aunque eran tres, y no dos. Di un suspiro ¿Quería el beso? No, ¿No? Entonces ¿Por qué había "vuelto"? Para descubrir si él lo decía en serio... ¿No? "Aws, Lea, deja de partirte la cabeza" Me regañé a mí misma. Obviamente lo del amor solo era una broma. ¿Y yo me estaba enamorando? No, eso era imposible, le conocía de muy poco, ¿Cómo iba a estar enamorándome? Pero... ¿Me gustaba? Me mordí el labio inferior, y miré fijamente a Yukito, con la duda dibujada en mis ojos. Lo normal hubiera sido que me hiciera la dura, pero supongo que todavía no estaba del todo despejada.

-Eso eran tres preguntas- Puntualicé primero, como haciéndome la listilla. -Lo del amor era solo una broma... Y no me estoy enamorando de ti, supongo, es solo que me caes bien- Di un suspiro, y entonces me di cuenta del "supongo" que se me había colado. Solo esperaba que Yukito no se diera cuenta. -Respecto al beso, no sé... Quería ver qué hacías- Respondí, juraría que estaba levemente roja. Juro que si pudiera me abofetearía. Me sentía como la típica chica avergonzada y débil. Y odiaba esa sensación.

-Entonces ¿Qué? Me das ese beso, me dejas entrar, me voy ya a mi casa... Aunque me gustaría saber... ¿Por qué me has hecho tú esas preguntas? No será que eres tú el que quiere besarme y se está enamorando de mí. ¿No?- Me incliné un poco hacia él, de puntillas, con los brazos tras la espalda. -No me digas que ahora te vas a cortar y no me vas a dar ese beso- Hablé con algo de recochineo, alzando una ceja. Suponía que no me besaría, así que ahora no me preocupaba demasiado. Aunque... Por otro lado, quizás lo haría justo por haberle dicho eso... ¿Por qué se lo dije si sé que diciéndoselo le empujo a que de verdad me bese? "Lea, idiota, ¿Qué estas haciendo?"
avatar
Learith Salvatore
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 618
Monedas Monedas : 2017

Volver arriba Ir abajo

Re: Las consecuencias de un reto absurdo [Privado Learith]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.