Conectarse

Recuperar mi contraseña

Elliot Rousseau
Claire Black
Xion Mitai
Hiroshi Anzai
Eita Takahara
Reglas generales Reglas del chatboxGuía para principiantesPeticionesRegistrosPreguntas frecuentesCensos mensualesgossip amorisEventosZona Corazón de melónDatos para afiliación
Últimos temas
Afiliados Vip ◄
Ser Original es un mérito, querer serlo a costa de los demás un defecto. Las imagenes del contenido de este foro y personajes cannon pertenecen a ChiNoMiko. Imagenes restantes son conetido de Tumblr y Zerochan. Diseños editador por Claire Black. Idea principal Xion Mitai. No copiar o plagiar imágenes de este foro para agregarlo a otro. Si ocurre eso será denunciado a la plataforma donde esté alojado ese foro, ya sea Foroactivo u otro sitio. Tampoco pongan el contenido de este sitio en sus webs/tumblrs/facebook o similares como si fuera vuestra. Template por Hitskin.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 Unported License.

Foros de Rol en español Roleando | Top List de Foros de Rol Shiki Topsite! Kuroi Bara Top List Sekai Anime Top List Roleplay Monster ROLTop4Us
Este foro se visualiza mejor con Google Chrome

Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Ir abajo

Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Mensaje por Nathan Reinhart el Mar Jul 15, 2014 6:11 am

¿Cómo era posible que su querido mellizo se metiera en tantos problemas? Drystan suspiró resignado, era la naturaleza salvaje de Skye, conocía perfectamente que era difícil de domar. En esta ocasión, se imaginaba una costilla rota, múltiples heridas y moretones en su cuerpo, ahí estaba él para tomar el papel de una madre paciente en busca de su hijo rebelde. No recuerda quién o cómo había recibido la llamada, pero sabía una cosa; el hospital fue en donde atendieron a su hermano. Estaba a punto de perder los nervios, y se preguntó si fue culpa suya en que él buscará una pelea por diversión -no lo fastidió tanto esta vez- y sin perder mucho tiempo fue a verlo de inmediato.

Tardó unos quince minutos en llegar, al entrar pudo notar el blanco impecable de las paredes y la luz cegadora no era de mucha ayuda, puesto que el joven se acostumbró a la oscuridad de la noche de aquél día. Se acercó a una pequeña recepción y una mujer lo atendió como espera – Por supuesto, el joven Skyler esta siendo atendido por el doctor Alexander y no se preocupe saldrá muy pronto de su despacho – le dijo amigable, pero a decir verdad no tenía ganas de estar sentado esperándolo horas y horas, tomando en cuenta que estaba preocupado por su mellizo. – Gracias, pero ¿Podría verlo yo mismo? Verá.. mi hermano no toma nota de las indicaciones y no queremos que eso suceda ¿cierto? – le dedicó una sonrisa carismática, lo suficiente para que la empleada aceptará sin rechistar.

Encontró el despacho del doctor y tocó la puerta antes de pasar – Perdón por la molestia pero... – lo primero que Dry vio fue la mirada de su hermano, pero se dio cuenta de que no había nadie atendiendo a Skye. Sin embargo, el se sentó en una de las sillas frente al enorme escritorio – Skyler, ¿Qué paso ahora? – no era buena señal si lo llamaba así, pero por azares del destino no fue cruel con él, tanto que se acercó su mano para revolver sus cabellos rubios – Sigues siendo tan descuidado, la próxima vez... en fin, no pasa nada – suspiro resignado, quisiera o no, siempre habría una próxima vez peor que la anterior.
avatar
Nathan Reinhart
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 73
Monedas Monedas : 1860

Volver arriba Ir abajo

Re: Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Mensaje por Skye Davković el Dom Ago 03, 2014 10:32 pm

Un aburrido día más vagando por las calles, buscando algún entretenimiento mientras sus hermanos asistían a clases, o al menos Dry, porque era más que seguro que el pequeño hubiera escapado a algún sitio más interesante, como siempre hacía ante la posibilidad de una fiesta o un lugar donde ser el centro de atención. Él, por su parte, prefería la libertad de movimientos que le brindaba el no tener que acatar horario alguno fuera de los ocasionales trabajos como guardaespaldas de los dos menores. Y vaya sorpresa, el unigénito día que no decide enzarzarse en una pelea hasta dejar a sus contrincantes sin poder levantarse (la idea de perder no entraba en su vocabulario, razón por la cual terminaba siempre tan lastimado), lo atacan sin motivo y encima para robarle.

Afortunadamente, sus habilidades en combate callejero se habían desarrollado profundamente durante sus frecuentes incursiones en el ámbito, de modo que el agresor salió bastante más herido que él. La única desventaja había sido que, mientras el rubio peleaba con las manos vacías, el vulgar ladronzuelo tenía en su poder una navaja que no dudó en intentar clavarle repetidas veces al griego, acertando más de una.-Mocoso de porquería..-Masculló irritado, observando sus múltiples vendajes en el brazo derecho y el torso. El peor había sido éste último, si bien no era más que un corte superficial gracias a sus ágiles reflejos, pero de todos modos lo habían llevado al hospital y cosido como correspondía, dejándolo incluso en observación durante varias horas. Lo único en lo que pensaba era que por favor no hubieran avisado a ninguno de sus hermanos. O al menos no a Drystan. Mira que mantenerlo encerrado en ése edificio exageradamente blanco y frío.. Ni que estuviera muriéndose, eso no era nada comparado a la vez que le rompieron el brazo y tres costillas.

Descubrió, sin embargo, que sus deseos habían sido completamente ignorados cuando cierto peliblanco cruzó la puerta, pues parecía que una puñalada al estómago, por más poco profunda o prácticamente indolora que fuera, era algo de lo cual preocuparse para los doctores. –Intentaron robarme, no fui yo esta vez –Se excusó ni bien se enfrentó a la mirada de su mellizo, componiendo una expresión que vacilaba entre el temor, la pena y la preocupación. - Anda, que no soy un niño –Expresó desviando el rostro hacia un costado cuando su mellizo le revolvió los cabellos, una imperceptible tonalidad rojiza adornando sus mejillas, tras lo cual respiró hondamente, atisbando la figura de Drystan por entre los mechones dorados. –Lamento hacer que te preocupes..-Tomando la mano del menor entre las suyas, la apartó de su cabeza, entrelazando los dedos con los ajenos con el fantasma de una sonrisa. Detestaba preocuparlo o verlo enojado, mas era innegable que tenerlo cerca le aliviaba. Siempre había sido así desde pequeños, reconfortándolo con su presencia como nada en el mundo, a pesar de los constantes problemas a los que lo arrastraba.- ¿Interrumpí alguna de tus clases o estabas trabajando? -Inquirió volviendo a observarlo, desesperado por desviar el tema y el enojo de su hermano. Al menos en éso sí mantenía su instinto de supervivencia.
avatar
Skye Davković
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 35
Monedas Monedas : 1779

Volver arriba Ir abajo

Re: Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Mensaje por Nathan Reinhart el Jue Ene 01, 2015 9:29 pm

Parecía una madre se viera en cualquier perspectiva, además, quisiera o no, sus madres le encargaron a los pequeños diablillos rubios, porque confiaban en la madurez y el carácter del peliblanco. – ¿En serio?  – por su tono de voz cantarín, pareciera que lo tomaba de broma, sin embargo, seguía preocupado por él y sus heridas, ver las cicatrices no eran un gusto para él – Cierto, eres un adulto, pero tengo el derecho de tratarte como uno, Skye – bromeó infantil, siendo sincero adoraba el color rojizo que adornaba sus mejillas, si, era un macho rudo impasible. No entró más al tema de molestarlo, quizás en otra ocasión lo humillaría peor. Al escuchar sus palabras, Dry soltó un suspiro mientras negaba con la cabeza – Descuida, estoy mejor sabiendo que estés sano y a salvo – aquel cariño que le proporcionaba jamás se compararía con ningún otro. No era un chico que admitiera fácilmente, aunque, todo era más sencillo si se trataba de Skye. Desde pequeño lo quería y a pesar de atraer múltiples problemas, lo cuidaba a su manera.

Su pregunta lo interrumpió de sus recuerdos, ahora que lo pensaba, ese día sus clases acabaron temprano y en cuanto a su trabajo, su jefe no lo había llamado para modelar uno que otro diseño nuevo de su colección. – Sí, interrumpiste mi descanso, además tú ni Drain tienen la manía de evitarme, parece que no me quieren ver – serio y cortante. Él quería jugar un poco, hacerlo sentir mal – Es por ser el adoptado ¿verdad? Sólo porque no soy rubio natural, malvados– unas lágrimas se colaron en los ojos, pero terminó riendo ante su tonta actuación, quizás su destino era de ser un actor. – ¿Sabes, Skye? Todo humano necesita amor, no soy la excepción – se levantó del sillón para acercarse a su encantador rostro lastimado, no conocía el término espacio personal y los escasos centímetros de libertad no existían – Y exigo una recompensa por mi amabilidad – susurró en voz baja y terminó arrebatándole toda palabra con un profundo y largo beso.

Su hermano era como un caramelo, un dulce que se convirtió en su adicción años atrás, no quería acabar rápidamente con él, no había prisa para la diversión. Era irrelevante si lo pillaban a ambos en el acto llevaba tanto tiempo sin recibir nada, culpa de su ansiedad. Leves mordisqueos a la boca ajena, sus manos acariciaron suavemente su cabellera, su nuca y al torso herido. No iba a lastimarlo, después de todo hace horas atrás fue atendido para que él empeorara la herida. Cuando se acabó el aire en sus pulmones, se despegó de él y una lamida a sus propios labios. – ¿Y bien? ¿Consentirás a tu hermano? – se recargó un poco al enorme escritorio color café detrás de su espalda, de cualquier forma, la presa acabaría mordiendo el anzuelo,  pues Drystan siempre lo seducía a su forma.    
avatar
Nathan Reinhart
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 73
Monedas Monedas : 1860

Volver arriba Ir abajo

Re: Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Mensaje por Skye Davković el Mar Feb 03, 2015 7:32 pm

De todas las personas que podrían haber llamado.. Bueno, no, que sus madres estaban a demasiados kilómetros de distancia como para resultar un contacto de emergencia útil, de modo que las opciones eran sus dos hermanos. ¡Pero eso no era una emergencia, demonios! Un par de cortes aquí y allá, nada serio para alguien que vivía lastimado o metido en alguna pelea, fuera por el motivo que fuera. Cierto que perder sangre no era nada bonito, comenzabas a marearte y las cosas se complicaban un poco, pero por eso había ido a ése odioso hospital (la policía lo llevó sin su consentimiento) para que lo arreglaran y ya. Pero no, no bastaba con someterlo a curaciones y controles, además de las interminables preguntas de los médicos, que no tenía paciencia para soportar. No, tenían además que llamar a la única persona a la cual no quería preocupar, su mellizo. Y mira que no era necesario... Era mayor de edad, independientemente  de lo que sucediera, estar llamando a su familia por cualquier nimiedad no era necesaria. Quizás debería buscar en el diccionario la palabra nimiedad, su definición parecía estar un poco desviada del significado original. Ése no es el asunto ahora, Skye, concéntrate. Ya luego tendría tiempo de preocuparse por la semántica, ahora debía enfrentarse a la única persona capaz de atemorizarlo.

-¿Era tu día libre?  Lo siento –Musita presionando suavemente los dedos que mantenía prisioneros entre los suyos.  Sabía bien cuánto trabajaba su hermano, solía quedarse hasta tarde sólo para acompañarlo hasta que tuviera que dormir o despedirlo en la mañana, si es que le daba la voluntad y el espíritu para levantarse con el sueño pesado que tenía, pero aún así las horas que el peliblanco pasaba yendo y viniendo, sumido entre el estudio y el trabajo, eran más de las que podía contar. Tenía un objetivo y lo perseguía con todas sus fuerzas, no podía más que admirarlo por ello, algo que de hecho hacía. Él, por otra parte, ni siquiera sabía bien qué quería hacer de su vida todavía. Por ése motivo trataba de no ser una molestia para el ajeno, inmiscuyéndole en sus problemas lo menos posible, pero siempre de alguna forma, Drystan se enteraba de lo sucedido…Y surgían los problemas. –No digas tonterías, sabes que igual te queremos aunque seas distinto –Replica vagando entre la seriedad y la risa, ya que esa respuesta era una broma habitual de su hermano, pero también en cierta medida no le gustaba que su hermano pensara cualquier cosa que pudiera alejarlo o separarlo de él. Eso no lo permitiría jamás. El sonrojo que había creído controlar a la perfección asoma nuevamente a sus mejillas cuando la mirada incrédula da paso al entendimiento de las palabras que el joven de pálidos cabellos había pronunciado, justo antes de ser acallado con un beso.

Si tuviera que describir lo que sentía por su hermano sería algo bastante complejo, primero porque oscilaba entre el temor y un absurdamente desarrollado instinto protector (y posesivo).  Pero también porque rebasaba los límites del amor fraternal que existiría normalmente entre dos personas con su relación sanguínea. Quererlo lo quería desde siempre, era en cierta forma su otra mitad y no podía imaginar la vida sin el menor a su lado, fuera en la circunstancia que fuera. Mas con el paso de los años, cuando ambos fueron creciendo, el rubio fue notando poco a poco que su “cariño”, no era del todo parecido al que sus amigos parecían tener por sus propios hermanos o hermanas. Y ni qué decir de sus pensamientos. Acciones como bañarse con su mellizo o verlo desvestirse habían ido tomando un cariz demasiado peligroso en su mente, obligándolo a huir despavorido cuando tales acontecimientos tenían lugar. Hasta que un día no pudo controlar sus impulsos. Y ahí inició todo, con un consentimiento que creyó que no existiría, imaginando únicamente un rechazo teñido de odio. –Dry..-Su voz es apenas un susurro ronco, cuando se trataba de Drystan, bastaba el más mínimo estímulo para tirar sus reservas abajo y despertar aquella otra parte de sí. Y eso había sido más que una simple caricia. Era una invitación abierta, demasiado irresistible como para rechazarla.

-Como si pudiera decirte que no..-Musita levantándose para seguirlo, sin permitir que pasaran más que segundos de estar apartado de esas manos que tan bien conocía. Adicción, ese era el mejor término para definirla, una adicción peligrosa y demasiado fuerte. Y le encantaba, no iba a ponerse a negarlo ahora, por mucho que una parte de sí intentara evitar todo aquello, obligándose a sentir un “amor de hermanos”. En aquella ocasión lo dejaría pasar, atribuirlo al delirio de los calmantes no sería difícil, además del hecho que venía aguantándose mucho tiempo, demasiado a decir verdad. Acortando la distancia entre ellos, se coloca frente al menor, apoyando una de sus manos en la oscura madera del escritorio en que éste se apoyaba y tomándolo de la nuca con la otra para besarlo con intensidad. –Pero te lo advierto.. Tú tampoco podrás negarte ahora - Sólo se separa para susurrar esto antes de volver a apoderarse de los labios ajenos. Sus dedos libres no tardaron en colarse por debajo de la ropa del peliblanco, rozando la piel de su espalda para apretarlo a su figura, sin importar sus propias heridas. Esta vez no lo salvaría nadie, ni a Drystan ni a él mismo, llegando a devolverle la conciencia antes de que volviera a caer en eso que estaba “mal”. Ya se había dejado llevar.. Y lo disfrutaría.
avatar
Skye Davković
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 35
Monedas Monedas : 1779

Volver arriba Ir abajo

Re: Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Mensaje por Nathan Reinhart el Mar Mayo 12, 2015 6:24 am

Incorrecto. Sí, era la palabra más adecuada para esta situación que manipuló a su deseo o más bien ya llevaba tiempo sin recibir el querido cariño de su mellizo. Muchos considerarían que su amor no era más que puro capricho de su juventud y quizás en parte tuvieran razón, pero Skye iba más allá que un simple afecto fraternal y no por el pensamiento de la sociedad se detendría. Una ligera curva se asomaba en sus labios ante sus ideas y ¿por qué no? La voz de su mellizo hizo que despertará esa excitación que mantuvo guardado en su abstinencia “temporal”. Y bien que fue gracias al producto de sus acciones y palabras para que Skye siguiera su juego.

“Como si no pudiera decir que no” una risa pequeña se atravesó, claro que podía, pero lo conocía perfectamente que ya no se detendría, le daba gracia. – Me alegro de escucharlo, Skyler – lo miró de reojo, ya había sido acorralado por el rubio a una distancia tan corta, no podía alejarse de él y no faltó ningún segundo para que fuera besado con la misma intensidad que en ocasiones pasadas. Ni siquiera tuvo tiempo para responderle al mayor y su boca ya estaba siendo arrebatada una vez más. Le gustaba demasiado, las manos exploraban su piel que tan bien conocía el mayor desde pequeños. Drystan no evitó estremecerse y ahogar el gemido de su boca. Sería mentira que negará que unos nervios le acompañaron, hacía tanto tiempo que ambos no tenían sexo y no era un tema que le avergonzará, pero estar dentro de un despacho y con la abstinencia de hace tiempo no era un excelente equipo para el greco. Sin embargo continuaría hasta el final, hasta que saciara por completo su cuerpo.

Llevó su mano izquierda a la nuca del mayor y la derecha hacia el torso acariciándolo lentamente para provocarlo. Como el aire se empezó a agotar de sus pulmones, se separó de él para relamerse los labios – Sigues siendo un impaciente – le deja un pequeño beso en la mejilla. Se acercó a su oreja para susurrar con toda la sensualidad que tenía – Es mi turno – el cuello fue la primera parada, lamiendo y dejando leves mordisqueos en esa zona sensible, se entretuvo un rato y siguió con un camino de besos hasta su hombro y como era un pícaro hasta la médula, su mano llegó hasta el borde de sus pantalones, no quería apresurarse había demasiado tiempo. – Lo siento, he perdido la práctica ¿Que quieres que te haga? – sonrió divertido mientras lo miraba a los ojos, quizás lo único que pudo hacer es estrechar el bulto de su pantalón para excitarlo. Bueno, él debía darle el cariño pero tampoco rechazaría los deseos de su querido e incestuoso mellizo.
avatar
Nathan Reinhart
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 73
Monedas Monedas : 1860

Volver arriba Ir abajo

Re: Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Mensaje por Tema Cerrado el Dom Jul 05, 2015 7:59 pm

Tema cerrado
Se ha procedido a cerrar este tema por inactividad y/o pérdida de rango de uno o más participantes.

►Si quiere abrir el tema por inactividad debe ir a petición de reapertura de temas.

►Si quiere recuperar el rango debe pedirlo en petición de recuperación de rango
avatar
Tema Cerrado



Mensajes Mensajes : 1639
Monedas Monedas : 19492

Volver arriba Ir abajo

Re: Troublemaker [Priv. Skye Davković]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.