Conectarse

Recuperar mi contraseña

Elliot Rousseau
Claire Black
Xion Mitai
Hiroshi Anzai
Eita Takahara
Reglas generales Reglas del chatboxGuía para principiantesPeticionesRegistrosPreguntas frecuentesCensos mensualesgossip amorisEventosZona Corazón de melónDatos para afiliación
Últimos temas
» Un día lleno de sorpresas /Priv. Miikan Lobelia\
Sáb Nov 24, 2018 12:09 pm por Miikan Lobelia

» ►Petición de personajes
Sáb Jun 23, 2018 11:09 pm por Xion Mitai

» ► ~Reglas Generales~ [OBLIGATORIO LEER Y FIRMAR]
Miér Jun 20, 2018 9:39 pm por Scarlett Aisaka

» ► ● Reglas de la Chatbox ● [OBLIGATORIO LEER Y FIRMAR]
Miér Jun 20, 2018 5:34 pm por Federica Astor

» You're not my order [Libre]
Vie Jun 08, 2018 4:48 am por Aella Nezhra

» Buscando para rolear mi primer rol
Jue Jun 07, 2018 11:32 pm por Aella Nezhra

» por fin llega el buen tiempo
Lun Jun 04, 2018 9:28 am por Matthew W. Clark

» ►Petición de recuperación de rango
Mar Mayo 29, 2018 5:18 pm por Claire Black

» [TRAILER] Corazón de Melón en la Universidad
Mar Mayo 29, 2018 3:48 pm por Claire Black

Afiliados Vip ◄
Ser Original es un mérito, querer serlo a costa de los demás un defecto. Las imagenes del contenido de este foro y personajes cannon pertenecen a ChiNoMiko. Imagenes restantes son conetido de Tumblr y Zerochan. Diseños editador por Claire Black. Idea principal Xion Mitai. No copiar o plagiar imágenes de este foro para agregarlo a otro. Si ocurre eso será denunciado a la plataforma donde esté alojado ese foro, ya sea Foroactivo u otro sitio. Tampoco pongan el contenido de este sitio en sus webs/tumblrs/facebook o similares como si fuera vuestra. Template por Hitskin.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 Unported License.

Foros de Rol en español Roleando | Top List de Foros de Rol Shiki Topsite! Kuroi Bara Top List Sekai Anime Top List Roleplay Monster ROLTop4Us
Este foro se visualiza mejor con Google Chrome

No me dejes Nena......[Priv. Beatrix H.]

Ir abajo

No me dejes Nena......[Priv. Beatrix H.]

Mensaje por Katherine Drachenblut el Dom Abr 27, 2014 4:55 am

A partir de la atardecer las carreras darían comienzo, sin embargo las cosas no seguían su rumbo, como yo hubiese deseado. Desde la semana anterior me encontraba esperando este día. No era cualquier día, solo era el momento en el cual, se organizaban las mejores carreras de motocicletas de este jodido mundo, pero algo inesperado ocurrió, mi hermosa, mi sexi, mi todo en este mundo, se le ocurrió descomponerse!, no necesariamente me refiero a una chica, si no, a mi motocicleta. No podía ser mañana o una semana anterior, no, debía ser justo ahora, en este justo momento, en quien sabe dónde, el cual si observas a los lados, solo veras la basura rodando.

-Vamos nena, no me dejes!! Exclamaba mientras me encontraba sentado en la banqueta de la calle, con una llave inglesa en la mano. –Ese dinero lo necesitamos, es que acaso quieres estar en la cochera de esa anciana? Continuaba mientras verificaba el motor de mi preciosidad. –Sé que esto, no es nada fácil, hasta nos pueden detener, sin embargo es la última vuelta, te lo prometo. Pero vamos nena arranca! Continúe con la máquina, sin embargo si alguien me escuchara, me iba a ver como un completo lunático, quien diablos habla con una motocicleta? Solamente yo, en estos momentos, unas horas antes me preparaba para venir como participar en esas carreras que se ocultan de la ley. Por un momento me distraje, al ver la luz de la lámpara que se encontraba en una esquina encenderse. –Diablos! Musite mientras me tiraba de espaldas al resto de la banqueta. –Creo que será en otra ocasión.. Continúe hablando al pasar, al momento de observar el cielo un tanto anaranjado. Las carreras comenzarían en un momento, mientras que yo, me encontraba aquí tirado, con mi máquina que no quiere responderme.
avatar
Katherine Drachenblut
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 435
Monedas Monedas : 325

Volver arriba Ir abajo

Re: No me dejes Nena......[Priv. Beatrix H.]

Mensaje por Beatrix Hathaway el Dom Abr 27, 2014 8:37 pm

La mente de la muchacha se veía constantemente acaparada por la ansiedad que su "mejor amigo" le provocaba consciente e inconscientemente; desde hacía varios meses apenas tenía cabeza para los estudios y ni qué decir de las actividades extracurriculares. Nunca fue de salir demasiado, después de todo. Además, después de un viaje a París en una verdadera odisea junto a un violinista lunático, prefería la calma de un buen libro acompañado de una taza de té caliente. Pero el invierno había pasado ya. La primavera volvía a la ciudad con la promesa de problemas y una mala economía. Nada más revisar su bolsa escasa de efectivo después de la escuela, la princesa del sarcasmo se inquietó con evidencia.

Ese día en particular, Loan había faltado a clases. No le sorprendía y apenas le preocupaba; el muchacho siempre solía descuidar la asistencia y lo compensaba con buenas calificaciones. La cuestión es que volvería sola a casa. ¿Y a pie? El dinero no era suficiente para pagar el autobús, de modo que hizo acopio de energía y fuerza de voluntad para seguir su camino. En el "paseo" cayó en cuenta de que semejante inestabilidad economía sería un problema en la universidad. Dudaba que un trabajo de medio tiempo pudiera costear los gatos de la universidad. Ni siquiera estaba segura de poder pagar la matricula e inscripción. Se mordió el labio inferior, creyendo que su dilema continuaría hasta llegar a casa, cuando de pronto una motociclista pasó por su lado y se detuvo unos metros más allá. De pronto la pelirroja se dio cuenta que sus pies la habían llevado a una zona no muy recomendable; aquella que visitó por accidente hacía unos meses. Consideró volver por donde vino hasta que la mujer, de largo cabello negro atado en una coleta y una blusa que permitía ver diversos tatuajes, se bajó de la motocicleta. Lucía preocupada y frustrada.

Fluyó una conversación amena en pocos minutos. En resumen, había llevado el precioso vehículo por nada, en un intento de que su novio participara en una carrera con un buen premio en efectivo; lo peor del problema es que tenía calculado dejarlo en la carrera, pues ella debía ir a otro lugar y no podía llevarla. De pronto una y más ideas cruzaron la cabeza de la muchacha.- Yo podría cuidarla. -Le sugirió, sorprendiendo más aún a la pelinegra.- Mi tío vive por aquí, voy a visitarlo. Puedo llevar la moto y cuidarla ahí hasta que puedas venir a recogerla. -Explicó, con la expresión más inocente que tenía. Sin apenas intercambiar nada más que el nombre, la morena aceptó agradecida. ¿Qué podía hacer una chica de aspecto refinado como ella con una motocicleta, sino guardarla?

Por supuesto no sospecharía que esa misma "chica delicada" llevaría la hermosa motocicleta a la carrera que estaba a punto de comenzar. No sabía que era algo clandestino, pero poco le importaba. Estaba dispuesta a romper las reglas por alcanzar ciertos objetivos, y tenía eso en mente cuando se encontró con la carretera libre, casi solitaria bajo las farolas encendidas, salvo por algunos hombres y mujeres apañados en la banqueta de la calle. Sin embargo, el camino a recorrer era largo y peligroso; apenas sabía como encender esa maldita máquina. ¿Cómo podría ganar? Frunció el ceño, pensando las alternativas, cuando estuvo a punto de chocar contra un muchacho de cabello rojo intenso y su propia motocicleta. Se detuvo a duras penas.

- Lo siento. -Se disculpó, pero parecía pensar en otra cosa. Recargó el mentón sobre las manos y lo observó con curiosidad.- ¿Vas a conducir con eso? -Preguntó. Si bien, no era experta en el tema, sabía reconocer una máquina inservible cuando la veía.


Off-rol:
Off: De verdad siento, SIENTO haber escrito tanto x'D Para introducción siempre escribo demasiado.
avatar
Beatrix Hathaway
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 210
Monedas Monedas : 2345

Volver arriba Ir abajo

Re: No me dejes Nena......[Priv. Beatrix H.]

Mensaje por Katherine Drachenblut el Vie Mayo 09, 2014 9:51 am

Hace poco que llegue a la ciudad, y por mi orgullo no me quedaría a vivir en la casa de mis hermanos germanos, en este caso Azusa y Tsubaki, me ofrecieron una habitación sin embargo no quiero estar peleando con el estúpido Tsubaki, siempre sale con algo infantil que me saca de quicio, ya van varias veces que llegamos a los golpes, pero lo extraño de todo termina con frases cursis y ridículas, mi hermano es todo un loco. En fin preferí mejor rentar un pequeño departamento cercas de la institución, aunque no me va mal del todo, necesito sacar dinero extra para mi motocicleta al igual para la universidad.

Pocos saben, o a decir verdad nadie sabe, que entrare en la academia de formación policial, siempre ha sido mi sueño ser policía. Quién lo diría un chico como yo, desea ser policía. Si el mismo peliblanco se entera ya comenzaría a mencionar cosas sin sentido a mi persona, como diablos fue que tengo a todos ellos como hermanos, estúpidas cosas de la vida. Un chico rebelde, que solo se la pasa en problemas en las calles, golpeando a chicos sin sentido y con bajas calificaciones, que suerte tendría de aprobar un examen en la universidad, con trabajos lo realiza en la institución en la que asiste? Entonces todos están muy equivocados, les demostrare de lo que soy capaz, ya lo verán, y no necesito la ayuda de nadie.

-De nadie, lo escuchan, nadie!!!!!!! Alce la voz mientras me encontraba en el suelo de la banqueta, y con emoción levante el puño hacia el cielo, que ya comenzaba a oscurecer, mostrando esos colores rojizos entre las apenas visibles nubes. Con un leve suspiro me incorpore de nuevo en la banqueta, colocando los codos cercas de las rodillas. –Necesito tú ayuda, si quiero cumplir este maldito sueño…... Exclame un poco más calmado y con decepción, mientras observaba mi motocicleta. Aun no sabía por qué, seguía con lo mismo, si esto ya no tenía caso alguno. Como si un milagro inesperado se presentaría, como no.. Esas cosas solo pasan en televisión. Sin embargo no estaría nada mal que ocurriera, necesito un milagro para que mi nena arranque, ya no quiero estar escuchando a la anciana de los departamentos, siempre me regaña como si fuera un infante por las cosas que hago.    

- La tercera es la vencida…. Exclame al aire, mientras me levantaba de la banqueta, llevando mi mano derecha hacia la llave de encendido, de dicha moto. Sin embargo de un momento a otro, solo solté de un golpe, la llave inglesa que poseía en mi otra mano, cuando apenas percibí el ruido de otra moto que casi chocaba con la mía, y con irritación solo grite a la persona que la conducía. –Qué diablos te pasa!!!!!!! Es que acaso no te fijas por donde conduces!!! Exclame alzando aún más la voz, sin embargo al observar que era una chica, solo mencione las palabras restantes, con un tono más bajo. –Que idio….ta….eres…… Finalice reaccionando y desviando la mirada hacia un lado.

Lo que me faltaba una chica, que casi golpea mi motocicleta y para variar yo no soy bueno conversando con chicas. –No pasa nada… Exclame al momento de escuchar que la chica se disculpaba por lo sucedido. Sin embargo al contrario debería ser yo quien me disculpe, por decir esas idioteces. –Ehhh? Si! Claro… solo que no quiere arrancar. Reaccione apenas a su pregunta, aunque con esfuerzo realizaba algún contacto visual, hasta el momento cuando patee mi moto. –Maldita chatarra que no quiere encender!!!!!! ¿Y tú, ya te diriges a la carreras? Pregunte un poco más tranquilo. Esperando no arruinar dicha conversación.
avatar
Katherine Drachenblut
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 435
Monedas Monedas : 325

Volver arriba Ir abajo

Re: No me dejes Nena......[Priv. Beatrix H.]

Mensaje por Beatrix Hathaway el Vie Mayo 09, 2014 7:51 pm

Tomando en cuenta la proximidad de la carrera, la joven pelirroja quizás debió haber olvidado al muchacho aquel para subir a la estúpida motocicleta y montarla aunque al final se matara contra un poste. Pero ella era más astuta que eso, claro. Estaba consciente de su ineptitud al conducir, y ahora sabía que el sujeto aquel pasaba por la misma racha de desaliento. De hecho, él lucía en verdad molesto, lo que eran muy buenas noticias para ella. Tranquilamente, se quitó algunos mechones de cabello del rosto, ladeando la cabeza.

Pues no creo que llegues muy lejos con ella. —Le fue muy honesta, señalando la larga carretera. Entonces le dedicó una de sus mejores sonrisas, que pecaba un poco de coqueta aunque ella no se diera cuenta. Era el tipo de expresión que ponía cada vez que una buena idea le llegaba a la mente. Los participantes de la carrera comenzaban a ponerse en sus puestos, y una mujer de veintitantos años con curvas de infarto se preparaba unos metros más allá. Les quedaba poco tiempo.— Si te soy sincera, no sé conducir esto. —Se encogió de hombros.— Supongo que tengo otros talentos. Pero igual que todos aquí, me interesa el premio en efectivo. Doy por hecho que tu debes ser bueno corriendo en estas cosas. —Le hizo una mueca a las motocicletas.— Así que... Yo tengo la moto buena, y tu la capacidad de conducirla. —Le extendió una mano pequeña y blanquecina, que jamás habría podido soportar la fuerza de una maquina semejante.— ¿Quieres un trato de último momento que nos permita ganar la carrera y dividirnos el botín?

Aunque en un principio su sonrisa parecía simplemente algo coqueta, ahora intentaba ser persuasiva. Por supuesto que les convenía aquel trato, pero no estaba dispuesta a quedarse ahí esperando que él accediera y luego ganara el premio por ella. Desde su perspectiva, no lo estaría ganando como era lo justo. Por esta misma razón, mientras esperaba la respuesta del muchacho, deslizó las caderas hacia atrás para dejar un espacio considerable frente al volante.

Me llamo María, por cierto. —Y una vez más, prefería aquel nombre al verdadero.
avatar
Beatrix Hathaway
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 210
Monedas Monedas : 2345

Volver arriba Ir abajo

Re: No me dejes Nena......[Priv. Beatrix H.]

Mensaje por Katherine Drachenblut el Mar Mayo 27, 2014 3:17 am

Al parecer todo iba peor como lo había pensado, mi nena me dejo tirado en media carrera, el cual no quedaba de otra que resignarme. Vaya plan que estuve organizando todo la semana, para terminar como idiota en la calle. Ya no quería seguir viviendo de esa manera, y más soportando a mis hermanos, maldita sea el día, que me toco nacer en tal familia. Aunque algo ocurrió inesperadamente, y al ser una persona muy impulsiva, el cual no suelo negarlo, comencé a gritarle a una persona que casi se lleva de largo, lo que resta de mi motocicleta. Una cosa es que me encuentre varado en la esquina en tales zonas de la ciudad, sin embargo tampoco la gente que se encuentre paseando por aquí, posee el derecho de atropellarme. En busca de enfrentarme con el causante, el cual no me importa agarrarlo a golpes, me daba igual. Pero me sorprendí un poco al observar a la persona que le grite, es una chica! No sabía si esta situación iba, aún más peor por el simple hecho de que una chica, casi se lleva mi motocicleta, o por que conversar con chicas no es lo mío.

Con más tranquilidad intente iniciar una conversación, el cual esperaba que no fuera desastrosa, y recordando la última vez que converse con una chica, no fue una experiencia muy agradable que digamos, solo se la pasaba llorando todo el tiempo. El buen tema era sobre la carrera, me imagino que se encuentra por eso en este lugar, ya que al observar los alrededores, las chicas no acostumbran caminar por aquí, al menos que sea por otras razones.
–Que insinúas! Acaso llamas chatarra a mi chica! Alce la voz al momento de escuchar que aquella chica pelirroja, daba su opinión sobre mi motocicleta, sin embargo entre pausas, corregí la última palabra. –Mi motocicleta....  Finalice observándola un momento mientras cruzaba mis brazos, no sé, qué le pasaba a esta chica, primero casi me atropella y ahora llama chatarra a mi motocicleta. Una vez que sonrió un tanto coqueta solo desvié la mirada, y para mi sorpresa a unos cuantos metros la carrera ya daría inicio, grupo de personas se reunían cerca de la pista, entre gritos apoyaban a sus camaradas, y sin olvidar una hermosa mujer colocándose en el centro de la calle, agitando una banderilla al igual que sus caderas, que hacían a todo hombre no quitarle la vista.

La pelirroja me saco de mis pensamientos al seguir observando la multitud de gente a lo lejos, al proponerme un trato el cual no podía negarme, solía ser tentador, y sería perfecto competir en la máquina que poseía.
–Claro, no hay problema! Exclame con entusiasmo a la chica, sin escuchar lo demás, lo que importaba era la carrera y dividir el dinero, daba igual ya tendría la mitad de billetes verdes. Estreche mi mano con la suya, mientras solo tomaba mi casco y me lo colocaba, una vez realizada dicha acción, me senté rápidamente en el asiento ofrecido por la pelirroja. –Yuusuke……. Mencione mi nombre rápidamente, al saber que ella se encontraba justo sentada atrás de mí, automáticamente mi rostro cambio de tono de color, aunque el casco hacia su trabajo en taparlo. –Que esperamos.. Casi mencionaba como si fuera un robot, una chica se encontraba muy cercas, lo cual solo me hacía tragar saliva. Sin embargo antes de arrancar esperaba que la chica se sujetara. –Lista? Finalice.
avatar
Katherine Drachenblut
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 435
Monedas Monedas : 325

Volver arriba Ir abajo

Re: No me dejes Nena......[Priv. Beatrix H.]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.