Conectarse

Recuperar mi contraseña

Elliot Rousseau
Claire Black
Xion Mitai
Hiroshi Anzai
Eita Takahara
Reglas generales Reglas del chatboxGuía para principiantesPeticionesRegistrosPreguntas frecuentesCensos mensualesgossip amorisEventosZona Corazón de melónDatos para afiliación
Últimos temas
Afiliados Vip ◄
Ser Original es un mérito, querer serlo a costa de los demás un defecto. Las imagenes del contenido de este foro y personajes cannon pertenecen a ChiNoMiko. Imagenes restantes son conetido de Tumblr y Zerochan. Diseños editador por Claire Black. Idea principal Xion Mitai. No copiar o plagiar imágenes de este foro para agregarlo a otro. Si ocurre eso será denunciado a la plataforma donde esté alojado ese foro, ya sea Foroactivo u otro sitio. Tampoco pongan el contenido de este sitio en sus webs/tumblrs/facebook o similares como si fuera vuestra. Template por Hitskin.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 Unported License.

Foros de Rol en español Roleando | Top List de Foros de Rol Shiki Topsite! Kuroi Bara Top List Sekai Anime Top List Roleplay Monster ROLTop4Us
Este foro se visualiza mejor con Google Chrome

Un día lleno de sorpresas /Priv. Miikan Lobelia\

Ir abajo

Un día lleno de sorpresas /Priv. Miikan Lobelia

Mensaje por Colette Brunel el Sáb Oct 28, 2017 6:15 am

No podía ver bien, me faltaba un poco el aire, y más de una vez estuve a punto de caer de cara al suelo. Había perdido la cuenta de cuántas veces choqué con alguien en mi carrera. – ¡Lo siento! –era lo único que alcanzaba a gritar, apenas mirando por encima de mi hombro, sin dejar de correr. El chirriante sonido de las llantas de un auto, seguido por la bocina del mismo, me hizo darme cuenta de que el semáforo peatonal, negaba el paso a los transeúntes. Mientras brincaba ligeramente en mi lugar, esperando a que pudiera cruzar la calle, sentí algo frío caer en mi cabeza. Una vez más. Tres, cuatro veces. De repente, la lluvia cayó sin compasión, alzando el olor a humedad. –Ay, no –murmuré, mientras revolvía en mi mochila, en búsqueda de mi paraguas; sin embargo, nunca lo encontré. Con un largo suspiro, cerré mi mochila, colocándome la capucha de mi abrigo. Al no prestar atención a mí alrededor, no me percaté que la luz había cambiado, hasta que las personas pasaron a mi lado, importándoles poco el empujarme.

Emprendí mi carrera, ahora sintiendo como los charcos salpicaban mis piernas; o eso intentaban, me alegré al acertar en usar botas ese día. De una u otra forma, busqué lugares más secos, donde pudiera caminar, para recuperar un poco el aire, o al menos, la lona de algún establecimiento, que me dejara descansar un poco. Afortunadamente, a la cuadra siguiente, logré esconderme en el porche de una cafetería, pegándome lo más posible a la pared para no estorbar la entrada a comensales. –Debo llegar a la escuela, o me resfriaré –susurré, notando como mi abrigo estaba a nada de empezar a escurrir del agua. A través de la puerta de cristal de la cafetería, logré ver el reloj colgado en la pared. – ¡Ahora si llegaré tarde! –exclamé, asustando a una pareja que se acercaba a mí. Y emprendí nuevamente mi carrera. Ya no estaba lejos, y ese era un peso menos.

Si no fuera por mi descuido, no estaría en esta situación. –Pero juro que anoche coloqué la alarma –me regañaba mentalmente, solo recordando que me había despertado casi una hora después de mi hora habitual. Mi desayuno había sido un vaso con leche, y apenas tuve tiempo para recibir algo de dinero de mi tía, para poder almorzar. Y mi tío ni siquiera se molestó en despertarme; dejándome abandonada en casa. –Un par de cuadras más… y llegaré –me alenté; sin embargo, ese no parecía ser mi día. Nada más doblar la esquina, choqué de lleno con alguien más, cayendo al suelo de espaldas. – ¡Lo siento tanto! No me fijé por donde iba –comencé a disculparme, sin siquiera fijarme en la víctima de mi torpeza. Como pude, me levanté, buscando mi mochila, agradeciendo por no haber caído en un charco. – ¿Estás bien? –pregunté una vez logré recomponerme, notando a una chica rubia frente a mí. –De verás lo siento, pero se me hace tarde –seguí disculpándome, mientras ayudaba a la chica a ponerse de pie.  Un señor pasó a nuestro lado, hablando por teléfono, cuando le escuché decir la hora. –Ya no tiene caso que corra –murmuré al descubrir que al menos, ya me había perdido la primera hora.
avatar
Colette Brunel



Mensajes Mensajes : 116
Monedas Monedas : 2055

Volver arriba Ir abajo

Re: Un día lleno de sorpresas /Priv. Miikan Lobelia\

Mensaje por Miikan Lobelia el Mar Nov 14, 2017 11:51 am

Aquella mañana dormía plácidamente abrazando mi cama. Estaba profundamente dormida y relajada. Pero la inquietud que se hallaba en mi corazón no tardo mucho más en despertarme, para darme cuenta que me había despertado demasiado tarde, y que por desgracia, no llegaría a tiempo a clase. Me levanté de un salto, y me quede de piedra, puesto que eso no solía pasarme y me sentía muy desconcertada… A los pocos instantes termine sintiéndome terriblemente culpable al recordar, justo al terminar de arreglarme y vestirme, que no era que no hubiera puesto mi alarma la noche anterior. Si no que al despertarme a la hora, dada mi somnolencia y cansancio, apagué la alarma sin darme cuenta y me volví a dormir. “¡Qué vergüenza me doy!” grité internamente con pesar. No me gustaba para nada aquella situación. No quería que ningún profesor me tuviera que regañar, ya que era horrible llegar tarde a clase, dado que  al entrar todos se quedaban viéndote desde sus asientos. No necesariamente pensando mal de ti,… aunque tampoco sería imposible. Si no que te miraban fijamente y eso a mi me incomodaba mucho, me daba vergüenza, me daba miedo…

Salí corriendo de casa, equipada por la lluvia predicha en las noticias del tiempo el día anterior. Por suerte  mi casa no estaba muy lejos de la parada de autobús. Ya en su interior vi como empezaba a llover y me dije “Hice bien al haberme equipado por si acaso”.  Me miré las botas rosas de agua, luego las medias, el vestido manga larga con volantes y lazos, la chaqueta rosa pastel con orejitas de conejo y mi paraguas blanco y rosa. Volví la vista a la ventana y como era de esperar me fui a mi mundo, hipnotizada por la lluvia y su sonido tranquilizador. Estaba tan en las nubes que no me di cuenta que bajé unas paradas antes de llegar al instituto. Así que por desgracia me tocaba algo que se me daba muy mal… “correr bajo la lluvia, por alguna razón me suena bien” me dije mientras corría, o más bien me apresuraba como podía, intentando no caer claro… El caso es que  no llegaría a tiempo… “El caso es que no está muy recomendado correr en medio de la lluvia” me dijo mini Miikan, “Además de que podrías resbalarte o chocar con algui…”  

La pequeña Mii ni tiempo tuvo a completar su frase, que ya me encontraba medio tumbada en el suelo, y el paraguas abierto mi lado. Sentí una voz lejana que se disculpaba una y otra vez, me incorporé lentamente, bastante aturdida por lo que ella me ayudó. Estaba tan cansada por la carrera anterior que casi no podía conmigo… además que no me esperaba que chocara con alguien realmente… Sacudí mi cabeza para dejar de pensar y espabilarme.Ya de pie también me disculpe temblando como un flan, no quería que alguien se molestara conmigo - Lo siento mucho, yo… no miraba bien por donde iba, jejeje…- reí algo nerviosa, volviendo a la realidad Entonces me di cuenta que la persona a mi lado era una chica rubia, muy adorable, que al parecer también tenía prisa. “Qué coincidencia” me dije ilusionada, pero lo que dijo me dejó de piedra… comprobé la hora en mi móvil y si, por desgracia, ya no llegaba yo tampoco…. hasta me imaginé cómo me caía una aplastante roca encima y me hacía añicos. Miré de nuevo a la chica que también lucía apenada y empecé a atar cabos “Quizás…” - Esto perdona, pero … por casualidad ¿Estudias en el instituto Sweet Amoris?-  dije con emoción. Puesto que podría ser que hubiera  conocido a otra compañera de instituto. Inconscientemente me acerqué demasiado a ella y la miré con los ojos llenos de lucecitas. “Miikan, no la asustes” dijo Mii con calma - Oh, esto discúlpame…- me alejé de nuevo a una distancia normal, debía dejar de comportarme así… era cierto que había aprendido a tener más confianza… pero aun así eso no me daba derecho a irrumpir así en el espacio personal de los demás… y más si era alguien desconocido - me llamo Miikan Lobelia y estudio en el Instituto Sweet Amoris, mucho gusto. - y al darme cuenta de todo lo que acababa de hacer me quedé helada. Había supuesto demasiadas cosas sin siquiera preguntarle nada a ella.

Ahora por mi culpa podría ser que sintiera realmente incómoda, y seguramente pensaría que yo era muy rara, ¿y si me odiara por ello?, ¿y si me se enfadaba conmigo por eso?, ¿y si se pensaba que era una acosadora o algo por el estilo?, ¿y si… ? “¡Miikan céntrate!” me dijo Mii con enfado, sacándome de mi bucle interno de inseguridad. Me fijé de nuevo en la realidad, agarré el paraguas y lo puse encima de nuestras cabezas para cubrirnos de la lluvia.- Esto… perdón de nuevo, y esto…  creo que no deberías ir así … bajo la lluvia podrías resfriarte - abrí mi paraguas para cubrirnos a ambas - Así mejor - sonreí con dulzura.


OFF ROL:
Mil perdoneeeees TTATT he tenido problemillas y no pude pasarme por el foro lo siento mucho TTnTT
Aquí va el post mil perdones por tardar tanto en responder... lo siento q.q y merci por rolear conmigo
avatar
Miikan Lobelia



Mensajes Mensajes : 485
Monedas Monedas : 5642

Volver arriba Ir abajo

Re: Un día lleno de sorpresas /Priv. Miikan Lobelia\

Mensaje por Colette Brunel el Vie Mar 02, 2018 4:51 am

Le sonreí apenada a la chica; por mi culpa, ahora se estaba mojando, diferente a mí, que mi cabello parecía que había salido de la ducha hace unos minutos. –Supongo que tenemos la misma mala suerte el día de hoy –comenté, tratando de dispersar la tensión del aire. Tomé su paraguas, entregándoselo nuevamente, luego de asegurarme de que no se hubiera acumulado agua en el. La miré confundida, sin apartar la sonrisa de mi rostro. –S-si, estudio ahí –respondí entrecortado, ante la cercanía de la muchacha. No pude evitar reír ante sus acciones. –No te preocupes, Miikan –respondí, alzando una mano, esperando a que la estrechara. –Yo soy Colette Brunel, el gusto es mío –añadí con un tono dulce, como solía decir mi madre.  

Observé atenta a los movimientos de la chica, alzando la mirada al paraguas. –Muchas gracias –sonreí, agradecida por el resguardo del agua. – ¡Achú! –sorbí un poco la nariz. –Oh no. No me quiero enfermar –pensé con cierto pesar. –Ven, deberíamos ir al instituto. Tal vez no lleguemos a la primera clase, pero al menos podremos estar en un lugar seco –propuse, comenzando a caminar, tomada del brazo de Miikan, dirigiéndonos a la escuela. –Y dime, Miikan –solté de la nada, buscando algún tema de conversación, esperando no parecer una tonta. – ¿Cómo es que terminaste llegando tarde como yo? –pregunté con una risa, soltándola un poco, para poder exprimir el agua excesiva de mi cabello. La lluvia seguía aumentando, haciendo un poco difícil la visibilidad. Los coches pasaban, salpicando agua a las aceras. –A las… –antes de que algo malo pasara, tomé a Miikan, tratando de alejarnos lo más posible de los autos. – ¡Cuidado! –exclamé, azotándonos contra la pared.

El agua apenas si llegó a nuestros pies; estoy segura que si no me hubiera puesto botas, ahora mis pies estarían nadando dentro de mis zapatos. Voltee a ver a Miikan, antes de soltarme a reír –Lo siento –murmuré entre risas. – ¿Estás  bien?
avatar
Colette Brunel



Mensajes Mensajes : 116
Monedas Monedas : 2055

Volver arriba Ir abajo

Re: Un día lleno de sorpresas /Priv. Miikan Lobelia\

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.