Conectarse

Recuperar mi contraseña

Elliot Rousseau
Claire Black
Xion Mitai
Hiroshi Anzai
Eita Takahara
Reglas generales Reglas del chatboxGuía para principiantesPeticionesRegistrosPreguntas frecuentesCensos mensualesgossip amorisEventosZona Corazón de melónDatos para afiliación
Últimos temas
Afiliados Vip ◄
Ser Original es un mérito, querer serlo a costa de los demás un defecto. Las imagenes del contenido de este foro y personajes cannon pertenecen a ChiNoMiko. Imagenes restantes son conetido de Tumblr y Zerochan. Diseños editador por Claire Black. Idea principal Xion Mitai. No copiar o plagiar imágenes de este foro para agregarlo a otro. Si ocurre eso será denunciado a la plataforma donde esté alojado ese foro, ya sea Foroactivo u otro sitio. Tampoco pongan el contenido de este sitio en sus webs/tumblrs/facebook o similares como si fuera vuestra. Template por Hitskin.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 Unported License.

Foros de Rol en español Roleando | Top List de Foros de Rol Shiki Topsite! Kuroi Bara Top List Sekai Anime Top List Roleplay Monster ROLTop4Us
Este foro se visualiza mejor con Google Chrome

Races, Alcohol? Let's bet!

Ir abajo

Races, Alcohol? Let's bet!

Mensaje por Zatsune Mei el Miér Mayo 03, 2017 2:14 am

¿Qué podía ser mejor? ¡Acababa de enterarse! Y debía apresurarse si quería llegar. ¿De qué hablaba? Y bueno ¿De qué más? Se estaba organizando una carrera clandestina y acababa de escucharlo de la boca de unos chicos que conversaban sobre ello en un bar, desde que había llegado a Sweet Valley era lo más interesante que recordaba haber pasado así que debía estar ahí. Si le iba bien podría ganar algo de dinero y bueno, si conocía a algunos de los chicos que competían, quizás hasta podría subir a uno de los autos, no habría nada mejor que eso, así que llegó lo antes posible al lugar en el que había escuchado se estaban juntando. Llegó cuando estaban comenzando a hacerse las apuestas y los competidores se lucían con sus carros, con alguno que otro dispute entre competidores por quien era el más malote, lo típico.

El simple ambiente de por sí la emocionaba bastante, aunque tampoco podía negar que la multitud de chicos con muchas menos chicas inmiscuidas era un fuerte incentivo, sobre todo viendo que varios chicos volteaban la vista cuando ella pasaba con una confiada sonrisa, como si conociera a todos ahí mientras se contoneaba con su falda ceñida de cuero y la apretada blusa de encaje rojo y negro que traía, dando pisadas seguras con sus botines negros de tacón mientras su negro cabello (Sorprendentemente sin las usuales ataduras de sus coletas) ondeaba libre por su espalda. Ver como esos chicos murmuraban cosas con una sonrisa insinuante al verla, la emocionaba. ¿Por qué? Y bueno ¿No era obvio? Mei amaba ser el centro de atención, y mientras más miradas voltearan hacia ella, mejor se sentiría, aun sabiendo que el real centro de atención en el lugar eran los autos y que los buenos chicos estarían más pendientes de eso, ellos no necesitaban perseguir chicas pues ellas iban hacia ellos sin mover un músculo, esos eran de los que valía la pena, más hasta encontrar uno que le gustara, le bastaban las miradas lascivas de los demás sobre su cuerpo.

La carrera estaba por comenzar, las apuestas estaban por cerrarse, los chicos estaban subiendo a sus vehículos y la pista comenzaba a despejarse mientras la emoción nacía en el pecho de la morena, que esperaba con una seductora sonrisa en silencio mientras los preparativos terminaban. No apostó para la primera carrera, no conocía a ninguno de los competidores aunque había uno que tenía la mayoría de las apuestas, seguramente el favorito y ese aun no competía. Esperaba atenta la partida cuando un torpe borracho la empujó en su emoción por el pronto comenzar de la carrera y le hizo chocar con la persona a su lado. Se irguió nuevamente y con una sonrisa miró al afectado, por supuesto, ella ya sabía que era un hombre, más no imaginó que sería tan atractivo ni bien verlo. Amplió su sonrisa coqueta –. Perdona, un idiota me chocó – dijo en seguida con tono suave y felino.

El sujeto era alto, delgado, moreno y guapo, pero lo que verdaderamente llamaba su atención era el rostro serio y poco apacible que acompañaba esa mirada fría con un cigarrillo en la boca, era justamente de su tipo, aunque por supuesto, si no parecía interesado ella tampoco se esforzaría. Los chicos caían ante ella como moscas y cualquiera que no lo hiciera no valía la pena ni el esfuerzo, así que estaba por descubrir qué pasaría con él –. ¿Me ayudas? – Consultó mientras sacaba una cajita metálica de su bolsillo, de la cual retiró uno de sus cigarrillos y lo puso entre sus dedos, dando a entender que quería que él lo encendiera. Con ese simple gesto sabría exactamente lo que quería de él pues si se negaba, no lo miraría más y si le entregaba un encendedor realmente no le prestaría mucha atención, pero si se acercaba para encenderlo con el suyo… Entonces que era de su tipo, dicho fuera el caso, reaccionaría dependiendo de su actitud, aunque por supuesto que esperaba que todo fuera a favor de ella, Mei era la número uno después de todo, ¿No?


Última edición por Zatsune Mei el Mar Ago 01, 2017 9:28 pm, editado 1 vez
avatar
Zatsune Mei
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 118
Monedas Monedas : 235

Volver arriba Ir abajo

Re: Races, Alcohol? Let's bet!

Mensaje por Jared Di Vogli el Mar Jul 25, 2017 7:42 am

Blasfemia, ultraje, deshonra, adictos a la euforia, amantes insolentes, escorias de la vida. Codicia que ha de crecer tan imponente ante la humanidad, tal como serpiente reptante, astuta y sigilosa. Olfatea el calor de sus víctimas sin dar advertencia de su próximo ataque y furtiva, consumirá la carne hasta la muerte. No debe existir error alguno, todo ha de indicar aquella zona monumental que, presume más que una reunión social. ¿Debería asistir? Por supuesto, además… ¿Quién necesita una invitación? Cuando el banquete principal son los sedientos de gloria. Sombras de lo extinto se pasean entre callejones, mermándose en la oscuridad. Auto que se ha de resguardar entre el temor cívico, abrazando el anonimato de la negrura; su propietario respira la libertad. Diversión que le cobija con el mejor de los pecados… Noche impecable, apenas acechada por nubes tormentosas que, a su vez causaban el inminente silencio por las calles de la ciudad. Infinidad de vehículos se han de estacionar a la espera del primer llamado, luces llamativas atraen a la muchedumbre. No falta el delincuente que camina con cautela, temeroso a cualquier patrulla habitual de la policía. Di Vogli aceleró la marcha al son de la música estimulante que ha de ser emitida desde el radio del automóvil; un par de vueltas han de bastar para reunirse con el anfitrión. Y, ¿por qué no?, pudiese solicitar de la manera más “cordial” toda ganancia en cautivador lugar. De inmediato, los presentes le observan de momento, su apariencia no tiende a destacar entre los demás. ¿Quizá? Zapatos lustrados y un traje de corte italiano, además de aquel toque que no puede faltar, nicotina, bendita sustancia que ha de regocijar la papila gustativa.    

El anfitrión enseguida le reconoce, con un gesto facial intacto. En su lugar, le dedica una mirada cómplice. Cyprien, un hombre de mediana edad, hábil en los negocios y amante de toda apuesta. — Lo importante es que estoy aquí. — se burló al verle señalar un reloj de pulsera. Y, en un arranque, Cyprien le proporciona un par de palmadas en la espalda, con el propósito de encaminarle por la zona. — Es una difícil decisión, ¿a quién me recomiendas, Cyprien? — le cuestionó, en la primera oportunidad que obtuvo. La voz del hombre se ha de perder entre el bullicio, puesto que, todo espectador pronto se sitúa en el mejor ángulo de la pista. Incluso, entre un toque de ovación y abucheo, el joven italiano se llevó el dedo índice y pulgar diestro al mentón, observando aquellos que, se muestran triunfantes en cada auto implicado. — Ya veo. — le escuchó hablar sobre el mejor de los competidores, o en sí, el más sobrevalorado de la noche. — ¿Y qué me dices de los nuevos? — regresó la vista a su interlocutor. Cyprien no poseía altas expectativas ante los nuevos corredores, simplemente, los resumía en basura. — A cada palabra que cruzamos, aseguro que eres una persona común. Aprecio lo que dices, pero… pocas cosas me sorprenden. — tenue pausa de su parte, humo de cigarrillo se le ve liberar. — Y antes de que me contradigas, es lo que se ve. — quizá, se ha de tornar más serio, hasta aburrido. Pero, comienza a reflejar desinterés. Aun así, percibió el silencio de Cyprien. — Apostemos. — seco y directo. — Después de todo, ya estoy aquí. — su sonrisa se acentuó.

Aquella situación era más que un acto impulsivo, es un golpe que ha de aumentar la diversión. Sin embargo, alzó las cejas en respuesta inmediata a causa de un leve golpe a su persona. — …. — se giró, con el propósito de observar detenidamente al otro. — Descuida. — reveló después de mantener la distancia, permitiéndole ver un rostro femenino. De ese modo, sonrió ligeramente. Pero, el gesto fue desvanecido de su rostro conforme retornaría a su conversación inicial con Cyprien. No obstante, algo de lo que había dicho la fémina le detuvo inmediatamente. — Permíteme… — se adelantó, revelando el mechero propio, cuyo propósito es encender el cigarrillo de la dama. — Sabes, Cyprien, viene excelente que las personas que frecuentan la zona saben más que nosotros, ¿no lo crees? — agregó, sin prestar atención a toda postura del hombre, orbes celestes se mantienen atentos al desenlace del fuego. Y, al finalizar su gesto, realizó una simple cuestión ante la dama. — ¿Y tu nombre es…? — sin introducción alguna e incluso, sin revelar su identidad. — Digamos que, mi “compañero” y yo, tenemos problemas para decidir a quién apostar. Y, una tercera opción no viene mal. — le miró con una tenue sonrisa. — Supongo que, debes poseer mejores expectativas que nosotros, ¿cierto? — guardó silencio después de eso, esperando una respuesta. El juego apenas comenzaba; el joven italiano iniciaría una nueva partida.          
avatar
Jared Di Vogli



Mensajes Mensajes : 696
Monedas Monedas : 265

Volver arriba Ir abajo

Re: Races, Alcohol? Let's bet!

Mensaje por Zatsune Mei el Mar Ago 01, 2017 9:39 pm

Sólo necesitó escuchar su voz para saber que le agradaba. Era un hombre atractivo y formal con un aire distinto al de la mayoría ahí, se veía a simple vista, y sonrió felinamente cuando se ofreció a encender su cigarrillo, aparentemente un caballero, le agradaba, pero no realmente por el gesto, más bien por el aura que parecía desprender. Mei tenía buen ojo y una excelente intuición para juzgar a las personas en su entorno, y podía decir con facilidad que este hombre, era peligroso. ¿Había podido tener mejor suerte? Imposible. Atractivo, caballero y peligroso, una combinación nocivamente tóxica que ella adoraba, y lo mejor fue que no necesitó de más para llamar la atención de él y que le hablara más allá del cigarro que fue su primera excusa.

Pareció hablarle a su acompañante, un hombre más adulto al que no valía la pena mirar ni mencionar, sobre todo al notar que su mirada casi no se desvió de ella. Alzó ligeramente la barbilla para presentarse altiva –. Alexa – respondió sin dudar cuando él preguntó, no le preocupó que él no dijera su nombre, no lo necesitaba para coquetearle, y ciertamente no esperaba verlo más allá de esa noche como para preocuparle. Por supuesto, de más está decirlo, ella se presentó con un nombre falso, aquel truco la había salvado de más de un problema y se había convertido en una costumbre, no la dejaría y mucho menos con un hombre que aparentaba ser de cuidado, aun cuando ese era uno de sus atractivos. No dijo nada más, pues imaginaba que él diría algo en sucesión, y así fue.

Sonrió al escucharlo y miró a un costado un momento, como pensándolo pues al ser esta su primera carrera en la ciudad aún no se familiarizaba con los participantes –. El favorito es obvio – comenzó a hablar pronto, en tono suave y grácil, con confianza en cada palabra –. Pero, por lo que he visto, es un novato con un auto llamativo – continuó tras pensar en lo que había podido ver antes de situarse en su posición actual –. En la primera carrera no suele aparecer el pez gordo de la noche, ¿No? – agregó en tono coqueto y le dedicó una mirada locuaz. Tras esto apuntó un auto azul metálico –. Si tuviera que apostar, lo haría por él – Indicó confiada, ella sabía de lo que hablaba –. A diferencia de los novatos, no intenta llamar la atención, tiene buena apuesta y un auto con las características correctas – volvió a mirar al moreno junto a ella y le sonrió ladina –. Esa es mi opinión, es el segundo que más me llamó la atención – indicó para bajar la mirada por el cuerpo ajeno y volver a sus ojos con la clara insinuación ya hecha y una sonrisa seductora plasmada para acompañar el gesto.
avatar
Zatsune Mei
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 118
Monedas Monedas : 235

Volver arriba Ir abajo

Re: Races, Alcohol? Let's bet!

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.