Conectarse

Recuperar mi contraseña

Elliot Rousseau
Claire Black
Xion Mitai
Hiroshi Anzai
Eita Takahara
Reglas generales Reglas del chatboxGuía para principiantesPeticionesRegistrosPreguntas frecuentesCensos mensualesgossip amorisEventosZona Corazón de melónDatos para afiliación
Afiliados Vip ◄
Ser Original es un mérito, querer serlo a costa de los demás un defecto. Las imagenes del contenido de este foro y personajes cannon pertenecen a ChiNoMiko. Imagenes restantes son conetido de Tumblr y Zerochan. Diseños editador por Claire Black. Idea principal Xion Mitai. No copiar o plagiar imágenes de este foro para agregarlo a otro. Si ocurre eso será denunciado a la plataforma donde esté alojado ese foro, ya sea Foroactivo u otro sitio. Tampoco pongan el contenido de este sitio en sus webs/tumblrs/facebook o similares como si fuera vuestra. Template por Hitskin.
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 Unported License.

Roleando | Top List de Foros de Rol Shiki Topsite! Kuroi Bara Top List Sekai Anime Top List Roleplay Monster ROLTop4Us
Este foro se visualiza mejor con Google Chrome

:::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

:::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Alois Darko el Sáb Mayo 23, 2015 3:00 am

And tonight I lack the strength to even move
When you walked, now watch me die
But I know this is harder for you
For love has let you down and come on
And no, you're not alone


   
   
   

And the road ahead is lined with broken dreams
So walk, yeah, walk on by
And I failed to give you everything you need
For the fear's behind your eyes




Ya no le sorprende la volubilidad del clima. Durante la mañana, y gran parte del día, un maravilloso sol acariciaba hasta el más recóndito rincón de la ciudad, con sus cálidos brazos desde lo alto del firmamento, dando a degustar horas tórridas del verano. Poco después de las cinco de la tarde, se soltó al improviso una fuerte brisa de tempestad, arrastrando nubes de suave tonalidad grisácea, llevando en el viento el característico aroma de una tormenta avecinándose. Alois, quien en vez de decepcionarse por el abrupto cambio, encontró deliciosa la fresca sensación abatirse contra su cuerpo, apenas cubierto por una sencilla camisa blanca de manga larga, extraña elección visto el ambiente caluroso, más comprensible tras conocer el motivo que se cela tras su formal vestimenta, y razón por la que se encuentra aún en la estación del tren.

Al mediodía salió de casa, dejándola tan vacía como ha estado por toda la semana, debido a que su padre se encuentra fuera del país y él solo vuelve para pasar la noche. Pasó a una florería a comprar un hermoso bouquet de rosas rojas, donde la dependienta al verlo elegante, solo le faltaba el saco para completar el conjunto puesto que inclusive el cabello teñido de un tono azul más oscuro lo peinó en una sobria coleta baja, interpretó que se dirigía a una cita, por ende con intención simpática le augura buena fortuna, a lo que el helvético no pudo que agradecer con una melancólica sonrisa. La siguiente etapa para llegar a su lugar de destino lo condujo hacia la estación del tren, único medio de transporte válido para su propósito: Arribar al cementerio localizado en las afueras de la ciudad.

Transcurrió casi todo el día ahí, frente a la sepultura de su madre, que a pesar de haber sido incinerada sus restos reposan dentro de un mausoleo, respetando sus deseos y el lujo al que estaba acostumbrada en vida. Como un ángel guardián, se alza frente a la entrada una escultura que representa una mujer sosteniendo en brazos a un niño, idea por parte de Gustave. Conversó con su espíritu, como si de verdad estuviera presente de manera tangible, hasta que las sombras se volvieron más densas con el acreciente oscurecimiento del cielo. La sombrilla negra que trajo consigo para aliviarse del tortuoso sol veraniego ahora le sería útil para defenderlo de la lluvia, si es que quedaba atrapado bajo ella antes de llegar a su hogar.

Bajó del tren pero en vez de ir a buscar un taxi se quedó ahí, a contemplar el paisaje en la zona de espera, o más bien, siguiendo una corazonada, cual le indica de permanecer, sin entender la razón, tan solo obedece. La visita a su madre evoca otros nostálgicos recuerdos, enmarcados por la soledad que consternan al muchacho: añora dolorosamente a su mejor amiga Azzuen, a su adorada bambolina Sally, por quien desde hace mucho tiempo, cuando compartieron un inocente beso, hasta la fecha perpetuo, prueba un sentimiento potente y sincero.
avatar
Alois Darko



Mensajes Mensajes : 1048
Monedas Monedas : 4131

Volver arriba Ir abajo

Re: :::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Azzuen Loughnan el Sáb Mayo 23, 2015 8:00 pm

El paisaje cambiante fluía del otro lado de la ventana, transformándose pronto la ciudad que acababa de abandonar en suaves campos de lavanda, tan abundantes en esa parte de Francia. Había elegido viajar en tren por ese motivo, para poder disfrutar del viaje y poner orden a sus pensamientos, aunque implicara una trayectoria más larga que un vuelo. Privilegio inesperado, contaba con un compartimiento para ella sola, condición obligatoria de su familia si pensaba emprender el viaje a solas y de esa manera. Podía haber alcanzado la mayoría de edad en el aspecto legal, mas la irlandesa era y sería siempre la pequeña de los Loughnan, la niña con "sangre de hadas" que solía perderse entre los árboles, bailando al son de una música proveniente de su interior.

Su bosque.. Aún le provocaba una dolorosa punzada recordar los troncos quemados, una herida que tardaría en sanar y dejaría cicatrices, rasgo compartido con el hombre que había hecho todo lo posible por salvarlo. Su athair casi pierde la vida en el incendio, quedando gravemente herido a consecuencia de las quemaduras. Mientras el resto huía o esperaba a los bomberos, Declan se adentró entre las llamas para combatirlo, buscando por todos los medios evitar que se extendiera más allá del cobertizo en el cual inició. Se rodea el cuerpo con los brazos al recordar la imagen de su padre, lleno de vendajes y pidiéndole disculpas por no haber podido cuidar de todos sus árboles, conocedor del amor que su hija profesaba por la naturaleza. Entre canciones pasa el resto del viaje, interpretando para sí misma las baladas de su tierra en un intento de distraerse de los recuerdos, hasta que los contornos del valle se hacen visibles. E incluso entonces, de pie ante el cristal de la ventana mientras se cepilla el cabello, continúa la melodía, perdida en el recuerdo de una cálida de San Juan

What we just tasted we somehow still miss -Susurra dejando la cascada de fuego caer a su espalda, pasando luego a guardar el cepillo en su pequeño bolso tras decidir que la dejaría caer libremente, en lugar de peinarse con las dos coletas que solía llevar. A continuación procede a cambiarse con las prendas preparadas con anterioridad: una sencilla camisa azul añil, falda negra ajustada a la estrecha cintura y un ligero saco de hilo a juego con ésta. Normalmente hubiera preferido no utilizarlo, mas se lo coloca por inercia al observar el cielo oscuro y las gruesas gotas que comienzan a golpear las ventanas, haciendo caso del pedido de su madre. Por fin la estación aparece ante sus ojos, aguardando pacientemente hasta que la máquina se detuvo por completo. La lluvia ha ido tomando fuerza con el paso de los minutos hasta convertirse en todo un temporal, que anuncia la cercanía del verano. Trasladarse de ése modo había sido su elección, es cierto, mas no cambiaba el hecho de que encontrarse en un espacio abierto la hacía sentirse infinitamente mejor luego de la estadía en el reducido compartimento. Incluso ahora, mientras el agua cristalina se desliza por su piel, disfruta de la sensación de libertad que sólo el aire fresco y una inesperada tormenta pueden brindar.

Se suponía que sus abuelos irían a buscarla, eso acordaron en un principio, de modo que busca las familiares presencias con la mirada, la canción escapando como un suspiro de sus labios- How will it feel when this day is done? -Sin embargo, no logra verlos en ningún sitio. La estación se encuentra completamente vacía, a excepción de una figura silenciosa que rompe con la discordante soledad de esa tarde de primavera. El resto de los pasajeros se ha perdido ya dentro de la construcción, buscando refugio del aguacero y en la plataforma sólo queda ella, una mojada muchachita olvidada por sus atareados (distraídos quizás) parientes, junto a un extraño oculto por su paraguas. ¿Estaría esperando a alguien? Vacilante, da un paso hacia él, dispuesta a preguntarle si ha visto a dos personas mayores pasar por allí, cuando puede observarlo con claridad.

Un movimiento del paraguas descubre las facciones del desconocido, revelando a su querido Rey Calabaza, aquel que llevaba deseando ver desde hacía ocho largos meses. No es necesario pronunciar su nombre, o mejor dicho, no llega a hacerlo puesto que su cuerpo ha reaccionado más rápido que su mente, encontrándose de pronto frente a la persona que llamaba "su mejor amigo". El equipaje queda abandonado, incluso el que llevaba entre sus dedos cae al suelo al mismo tiempo que la irlandesa le echa los brazos al cuello al joven, abrazándolo.

“Estábamos juntos. Olvidé todo lo demás.”
avatar
Azzuen Loughnan
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 597
Monedas Monedas : 1402

Volver arriba Ir abajo

Re: :::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Alois Darko el Lun Mayo 25, 2015 6:12 pm

Tardó bastante en reaccionar, impresionado ante el acontecimiento, y  es que hasta hace un par de minutos atrás su jornada transcurría de forma normal. Distraído observaba la fuerza de la lluvia que se desató justo después de que un espléndido relámpago azul fluorescente surcara el cielo tachonado de nubes oscuras, cubriendo la tonalidad del ambiente con un filtro grisáceo. Si no fuera por el calor que persiste en el clima, aliviado por la brisa que mantiene su decente nivel de frescura, y los dragones eléctricos atravesar imponentes entre los cúmulos de tormenta, ese día sería uno más de lluvia, monótono y deprimente, más no es así, es el prólogo de una tempestad que condivide la misma pasión que el helvético esboza por un atardecer.

El efecto que un temporal provoca en él es indescriptible, como abrumado dulcemente por una armoniosa tranquilidad. Su característico sonido, entonando su propio recital de notas heroicas, pero sobretodo el presagio que evoca mucho antes de comenzar, se diría que lo adormece en aquella sensación que solo dando otro ejemplo facilita su entendimiento: es el mismo sentimiento de cuando se pasa una tarde recostado en la cama, contemplando la pintura que cuelga de una blanca pared frente a sí, en lel cuadro figura una nave a la deriva en altamar, una de las tantas obras del artista ruso George Dmitriev, mientras que finos rayos del atardecer se cuelan por el cristal de la ventana, iluminando su escenario con un velo de nostalgia y misterio.

Por inercia aferró el agarre sobre el mango de la sombrilla, aunque por el movimiento imprevisto alcanzó a detener su total desplome al suelo solo cuando la copa del objeto cayó por encima de su hombro derecho. Dudoso rodea suavemente su cintura con el brazo libre, incrédulo a lo que estaba ocurriendo. No puede ser real. Es definitivamente un sueño Son frases que se acorralan en su mente, o quizás estaba sobreponiendo la imagen de su preciada Sally al semblante de otra mujer que al momento no reconocía, sin embargo, su propia incertidumbre pierde argumento, puesto que ninguna otra dama posee una cabellera escarlata ni percibe una calidez tan afectuoso provenir de su cuerpo como su adorada mejor amiga. A esto inquiere respuesta, con voz vacilante.

-"A-Azzuen....?"
avatar
Alois Darko



Mensajes Mensajes : 1048
Monedas Monedas : 4131

Volver arriba Ir abajo

Re: :::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Azzuen Loughnan el Jue Oct 08, 2015 4:26 pm

Por un momento había creído que se trataba de una imagen invocada por sus propios pensamientos, una ilusión para suavizar la tristeza que la inundaba desde hacía tantos meses, mas el cálido contacto se ocupa de desvanecer ese pensamiento. Las lágrimas, ya no de angustia sino de felicidad se entremezclan con las gotas de lluvia, trazando pequeños ríos en su piel ya húmeda. No había sido consciente de cuánto lo había extrañado sino hasta que al fin lo tiene frente a sí, olvidando la vergüenza que la invadía cada vez que recordaba lo sucedido entre ellos. No había en ella espacio nada más que para la felicidad.

El tren se aleja al cabo de unos minutos, dejando el andén completamente vacío a excepción de esas dos figuras que aún se mantienen en silencio. La lluvia ha ido oscureciendo sus ropas hasta dejarlas completamente empapadas, al igual que el equipaje que descansa unos metros más atrás. E incluso debido al impulso de sus acciones ahora habían perdido el paraguas. Lo cierto es que nada de eso importó en el momento, la emoción de encontrarse con esa persona que llevaba tanto tiempo ansiando ver, sentir el conocido aroma del joven de cabellos azulados.

Transcurren unos cuantos instantes de duda, disponiéndose a apartarse al cabo de unos momentos con la cabeza gacha. ¿Cómo iba a disculparse? ¿Cómo explicar lo que la había hecho desaparecer de esa manera luego de la noche de San Juan? Ni siquiera sabía por dónde empezar. O cómo encarar los nuevos sentimientos que el helvético le provocaba. Es en ése momento cuando siente el brazo vacilante rodear su cintura, elevando rápidamente la vista no sin cierta sorpresa. Un tenue rubor decora sus mejillas, quizás por el frío, quizás porque una parte de sí mantiene el recuerdo de lo sucedido antes de su partida y ahora su rostro se encuentra a escasos centímetros del ajeno, mas la muchacha sólo sonríe, asintiendo con un movimiento de cabeza al llamado.

- Hola Jack –Murmura contemplándolo a través de los húmedos mechones de su flequillo, añadiendo con timidez pero sin perder la alegre curva de sus labios-  Regresé
avatar
Azzuen Loughnan
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 597
Monedas Monedas : 1402

Volver arriba Ir abajo

Re: :::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Alois Darko el Mar Oct 27, 2015 8:20 pm


   
   
   

Contemplar de nuevo su bello rostro cual muñeca de porcelana, tener la oportunidad de perderse por enésima vez en ese maravilloso mar esmeralda, ser bendecido con la gracia de su melodiosa voz disipando todas sus dudas, atento a retener en su memoria cada una de sus palabras, el fino movimiento de sus labios sentencia que no se trata de un sueño, ella es real. Ante todo esto, algo dentro de sí detona repentinamente, provocando que abandone definitivamente el agarre del paraguas a lo que el objeto se ve arrastrado en el olvido de su dueño, quien tuvo la prioridad de ocupar ambos brazos para ceñir entre ellos la tangible figura de su adorada fatina.

Y una estruendosa risotada se hizo presente, al tiempo que en un espontáneo gesto infantil de punto en blanco se puso a dar vueltas sobre su eje, aumentando la presión por donde la sostiene más sin llegar a lastimarla. Era tal la felicidad de resultar inevitable. Cesó su juego antes de terminar mareados, y sus manos liberaron el cuerpo de la doncella para subirlas hasta su rostro, con una mano acariciando con ternura su mejilla mientras la otra aparta de su frente la húmeda cortina escarlata, regalándose una mejor visión. Mantiene una sonrisa estampada en el propio rostro, concentrando su interés en sus orbes esmeraldas con una expresión que pareciera decir Si eres tú, no obstante, lo que profirió una vez que su risa perdió intensidad fue...

-"Welcome back"

No acabó ahí, su saludo. El remolino de emociones nubla su mente. El temor a un rechazo, el remordimiento por la sola idea de arruinar su amistad, la preocupante predicción de las consecuencias que su acción pueda desencadenar, todos son opacados por la intensidad del dulce nerviosismo de estar con ella, la infinita alegría que revela su segundo reencuentro y, sobretodo, cautivado por un deseo que sin pensársela dos veces buscaría satisfacer de inmediato: El agua era como una oleada de fina plata, centelleante sobre donde se posara en miles de gotas translúcidas; como si una mano gentil hubiese difuminado un velo de mágico silencio. Su corazón palpitaba enérgico, ardiendo a la espera de aquel momento tantas veces soñado que ahora lo siente un Deja Vu. Se miraron por un tiempo que parecía interminable y, tal vez, el tiempo de verdad se detuvo, insospechado testigo de aquel curioso amor. Las sentía, las barreras entre ellos, que lentamente se derrumban una a una. Era como concederse uno al otro con mutuo asentimiento. Y era destino que sucediera.


I still believe in your eyes
There is no choice, I belong to your life
Because I will live to love you someday
You'll be my baby and we'll fly away


   
   
   

Every day and every night
I always dream that you are by my side
Oh, baby, every day and every night
Well I said everything's gonna be alright


Estaban completamente empapados, sin embargo, la presencia de la lluvia de pronto se tornó etérea, una sensación casi dulce, fresca. Como el candor de los labios de Azzuen. Un beso, cual respeta la misma inocencia que residía en la naturaleza del primero. Y se manifestó un gesto natural cuando las manos del muchacho buscaron las ajenas, se entrelazaron y aquel ceño infundió en su cuerpo una afable terneza.
avatar
Alois Darko



Mensajes Mensajes : 1048
Monedas Monedas : 4131

Volver arriba Ir abajo

Re: :::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Azzuen Loughnan el Vie Oct 30, 2015 4:55 pm

A su respuesta sigue un repentino silencio, roto por el sonido del paraguas cayendo al suelo mientras el agarre sobre su cintura se vuelve más fuerte, sin llegar a lastimarla. Como respuesta, desliza sus brazos por sobre los hombros ajenos justo antes de que comiencen a girar. Y si bien sus ojos muestran la sorpresa inicial por tales acciones, no es más que un fugaz instante ya que a continuación la risa brota inevitablemente de sus labios. Si alguien le preguntara qué tan feliz era en ese momento, no sería capaz de describirlo. Tener de vuelta a su Rey Calabaza, escucharlo reír al fin luego de las cosas que habían sucedido, era como si alguien removiera una pesada piedra que estaba alojada en su pecho, impidiéndole respirar.

Sonriendo a la bienvenida, inclina la cabeza hacia esa mano que la acaricia tan dulcemente y cierra los ojos para sentir esa calidez que ha extrañado durante tanto tiempo. Las pestañas oscurecidas por la lluvia se entreabren nuevamente, encontrándose con la visión del joven de cabellos azules mucho más cerca de lo que recordaba. Sus mejillas se tiñen con más intensidad por la cercanía, iniciando su corazón una carrera desbocada que creía haber aplacado entre las risas. Pero no, fue sólo un impasse y sintió los latidos desbocarse con mayor fuerza que antes a medida que la distancia entre ellos se acortaba. Vuelve a cerrar con fuerza los ojos y toda la inseguridad, temor y ansiedad se desvanecen con el dulce contacto. Presiona ligeramente los dedos entrelazados a los suyos, devolviendo el beso no sin cierta timidez. Era como si todo su ser hubiera estado esperando por ese momento y ella no fuera consciente de ello sino hasta que sucedió.

La necesidad de aire, o quizás un temblor que iba más allá de eso la lleva a apartarse justo cuando las lágrimas desbordan finalmente sus ojos, yendo a entremezclarse con los fragmentos de la tormenta que no cesaba. Sus propios sentimientos la superan, terminando por hundir el rostro en el pecho del joven mas sin soltar aún sus manos. –L-Lo siento...-No lloraba por tristeza, sino más bien al contrario, la felicidad que la inundaba, sumada a la confusión de una muchacha que apenas termina de descubrir lo que siente eran demasiado para la irlandesa. Y si se tenía en cuenta cuántas veces a lo largo de los meses había reprimido sus lágrimas, resultaba completamente comprensible. Aún así desea ocultarlo.- Jack, yo..-¿Cómo comenzar a explicar sus sentimientos? El clima reflejaba a la perfección su interior en aquel momento. Su voz tiembla levemente al pronunciar la siguiente frase, entrecortada por el llanto y los incomprensibles deseos de reír al mismo tiempo.- Te e..extrañé tanto..
avatar
Azzuen Loughnan
Visitante
Visitante

Mensajes Mensajes : 597
Monedas Monedas : 1402

Volver arriba Ir abajo

Re: :::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Alois Darko el Jue Nov 19, 2015 2:35 am

Como una antigua tradición dicta, las doncellas colocan sobre el agua su corona de flores con una vela encendida. Y si un varón toma una corona... Él será su destino.

:::Storm Shelter:::



   
   
   

Azzuen es una hermosa doncella sentada a la orilla del lago, acompañada de sus símiles, tejiendo su propia corona de flores antes de abandonarla a su curso, con una candela prendida en el centro, la cual se une a las demás coronas que navegan imperturbables. Un grupo de viajeros decide de pasar la noche en medio del campo, pero el más joven de ellos, incapaz de conciliar el sueño, se aleja para explorar la zona. A la distancia un rumor de risas atrae su atención y, curioso por naturaleza, se avecina. Situado al otro extremo de donde se encuentran las jóvenes ninfas, halla una de las coronas atrapada entre la maleza atascándose cerca de la orilla, por lo que se sumerge entre las frías aguas para desobstruir su rumbo, sin embargo, un deseo misterioso lo lleva a quedarse con ella, siendo descubierto por su real propietaria.
Fue el Destino quien los hizo encontrarse.



De haber vivido en un periodo diverso, en una era de mitos y leyendas... ¿Cómo se habrían conocido? Augura que sus caminos siempre estuvieran entrecruzados, porque no importa el tiempo ni la época, ella es la única mujer con quien anhela estar. Ahora lo sabe, su ausencia fue demasiado dolorosa, tal de abrirle los ojos a la realidad de sus emociones, mientras que la esperanza de volver a verla era su único consuelo. Es finalmente consciente de sus sentimientos, y de lo que desea.

-"Y yo a tí... como no te imaginas"

Musita entrecerrando sus ojos antes de apoyar los labios sobre la cabellera escarlata. La lluvia se va aplacando al transcurrir de los minutos, pero sigue sin interesarle estar completamente empapado, con el flequillo cubriendo parte de su rostro. Sólo le importaba sentir su calidez, escuchar su voz, saber que ella estaba ahí. Tuvo que apartar sus manos de las suyas para satisfacer la premura de abrazarla e impedir que volviera a alejarse de su vida. El besar a Sally desvaneció de su mente cualquier duda y temor. La angustia de ser rechazado, cometer una vileza al intimidar a la muchacha con su osadía o el remordimiento por haber lacerado su valioso lazo de amistad... Nada de eso existe, ya no más.

-"Quédate... conmigo"

Suplica en un murmuro pero sin alzar la vista, tampoco aminora el abrazo, se limita en asegurarse de tenerla bien estrecha a sí, tomando como cómplice el vacío que les rodea. Surgió el capricho de permanecer de esa manera por siempre, o por lo menos, que el tiempo ralentice. Al contrario de lo que se podría pensar, que se está apresurando con tales acciones aún cuando justo se han vuelto a ver, la verdad recae en que ya ha esperado demasiado. Es una oportunidad que debe atrapar al vuelo. Toda su existencia estaba encadenada a una tempestad, pero con el regreso de su preciada doncella de orbes esmeraldas, había encontrado su refugio de tormentas.
avatar
Alois Darko



Mensajes Mensajes : 1048
Monedas Monedas : 4131

Volver arriba Ir abajo

Re: :::The Boy Who Fell in Love With a Fairy::: { Azzuen Loughnan }

Mensaje por Tema Cerrado el Jue Ene 07, 2016 8:50 pm

Tema cerrado
Se ha procedido a cerrar este tema por inactividad y/o pérdida de rango de uno o más participantes.

►Si quiere abrir el tema por inactividad debe ir a petición de reapertura de temas.

►Si quiere recuperar el rango debe pedirlo en petición de recuperación de rango
avatar
Tema Cerrado



Mensajes Mensajes : 1656
Monedas Monedas : 19411

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.